Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

El implante Coclear temprano en vida ayuda a niños con pérdida de oído a detectar lenguaje y capacidades de comunicación

La Recepción de un implante coclear temprano en vida ayuda a niños con pérdida de oído profunda a detectar lenguaje y las capacidades de comunicación similares a su audiencia miran, según un artículo en la aplicación de Mayo los Archivos de la Cirugía de la Otorrinolaringología-Carga y del Cuello, una edición del tema en los implantes cocleares pediátricos y uno de los gorrones de JAMA/Archives.

Los implantes Cocleares son los pequeños dispositivos electrónicos que se implantan quirúrgico en el oído que permite que la gente profundo sorda oiga. Según el artículo, la identificación con anticipación de los problemas de la audiencia y la implantación de un dispositivo coclear cuando es apropiadas tienen un efecto positivo sobre el revelado de la comunicación en niños duros de oído muy jovenes.

Amy McConkey Robbins, M.S., de los Servicios de Asesoramiento de la Comunicación, Indianapolis, y los colegas investigó el efecto de la edad en la implantación coclear sobre el revelado auditivo años más jovenes de los niños de tres, y comparó el revelado auditivo de estos niños con sus pares con la audiencia normal.

Los investigadores siguieron a 107 niños duros de oído (rango de edad, 12-36 meses) que recibieron un implante coclear en Norteamérica. Las habilidades Que Escuchaban fueron evaluadas antes de la implantación, y en tres, seis y 12 meses después de la implantación. Las Evaluaciones fueron basadas en entrevistas parentales con respecto a los comportamientos que escuchaban de su niño en situaciones diarias, vocalizaciones asociadas a usar el implante, y la capacidad del niño de notar y de interpretar sonidos.

Los investigadores encontraron eso los “Bebés y niños pequeños que reciben la mejoría rápida de la demostración de los implantes en habilidades auditivas durante el primer año de uso del dispositivo sin importar edad en la implantación, aunque niños más jovenes logren muescas más altas [en la evaluación de las habilidades que escucha].”

Los “Niños que experimentan la implantación en una edad más joven detectan habilidades auditivas más cerca a las de sus pares con la audiencia normal en una edad más joven. El índice [medio] medio de adquisición de habilidades auditivas es similar al de bebés y niños pequeños con la audiencia normal sin importar edad en la implantación.”

Los autores concluyen que la “Ejecución de la implantación en niños con pérdida de oído profunda en la edad más joven posible permite la mejor oportunidad para que entonces detecte capacidades de comunicación ese aproximado los de sus pares con la audiencia normal.”
(Cuello Surg de la Carga de Otolaryngol del Arco. 2004; 130:570-574)