Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

La Investigación describe cómo el factor de incremento del nervio estimula una serie de las proteínas que ascienden incremento del nervio

Los Científicos en la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill han descubierto los pasos de progresión dominantes implicados en el incremento y la regeneración de regulación del nervio que pueden tener implicaciones para la investigación de la médula espinal.

La nueva investigación, publicada en la aplicación del 24 de junio la Neurona del gorrón, describe por primera vez cómo el factor de incremento del nervio (NGF) estimula una serie de proteínas - un camino molecular - que asciende incremento del nervio.

“Es el primer estudio para mostrar la conexión entre NGF y los bloques huecos que forman el axón,” dijo al Dr. Guillermo Snider, profesor de la neurología y célula y fisiología molecular en la Facultad de Medicina y el director de UNC del Centro de la Neurología de UNC.

Los Axones son zarcillos largos, o los procesos, que extienden de las células nerviosas a las conexiones del formulario con otras células nerviosas, los músculos y la piel.

El Daño al sistema nervioso periférico - esa porción del sistema nervioso fuera del cerebro y de la médula espinal - da lugar típicamente a la regeneración y a la reparación espontáneas. Sin Embargo, éste no es el caso con la médula espinal, donde la desorganización de conexiones del daño lleva a la parálisis.

“Los resultados de este estudio permiten que conozcamos más sobre cómo ascender incremento y la regeneración del axón en la médula espinal,” dijo al Dr. Fengquan Zhou, becario postdoctoral del Asiento de Investigación de la Médula Espinal que trabaja en el laboratorio de Snider y es autor importante del estudio.

Además, las conclusión pueden ser importantes para la comprensión de cómo el cerebro está alambrado, dijeron a Snider. “Pensamos que las conclusión pueden ser relevantes al incremento del axón en el cerebro.”

En el estudio, Zhou tomó un nuevo enfoque a determinar eslabones perdidos en el camino molecular cuando él reconoció que el estímulo de NGF ocurrió en el cono de incremento del axón. Esto simplificó un problema complejo que había eludido previamente a otros que no se centraron en el cono de incremento.

Básicamente, en el camino Zhou determinado, NGF hace señales dos proteínas (PI3K y GSK-3beta y PI3K) que eso, a su vez, regula otra proteína, APC, para ensamblar el axón de sus bloques huecos llamados los microtubules.

“Este trabajo nos ayuda a entender cómo se junta un axón y nos da una nueva idea sobre cómo puede ser que hagamos que suceso después de un daño de la médula espinal.”

El estudio fue financiado por una concesión del Instituto Nacional de Desordenes Neurológicos y del Recorrido, un componente de los Institutos de la Salud Nacionales.

Los Co-autores con Zhou y Snider son Yaohong Wu, también del Centro de la Neurología de UNC, y el Dr. Shoukat Dedhar de la Dependencia del Cáncer de la Columbia Británica en Canadá.

http://www.unc.edu/