Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

El tipo de tensión celular llamado tensión osmótica es crítico al incremento de la célula y a la inmunorespuesta de la carrocería contra la infección

Los investigadores en la Universidad de California, Facultad de Medicina de San Diego (UCSD) han determinado que un tipo determinado de tensión celular llamado tensión osmótica está de importancia crítica al incremento de la célula y de la inmunorespuesta de la carrocería contra la infección.

Las conclusión pueden tener implicaciones para los desordenes autoinmunes, los rechazos del trasplante, y las terapias potenciales del cáncer.

Publicado en la edición en línea de los procedimientos de la National Academy of Sciences (PNAS) la semana del 5 de julio de 2004, la investigación en ratones proporcionó la primera prueba que un factor específico de la transcripción, un gen que actúa como interruptor “encendido-apagado”, es esencial para la proliferación de célula normal bajo condiciones de la tensión osmótica y es también necesario para la inmunorespuesta de la carrocería a los patógeno invasores.

La tensión osmótica ocurre cuando la concentración de moléculas en la solución fuera de la célula es diferente que ésa dentro de la célula. Cuando suceso esto, las corrientes en o fuera de la célula por la osmosis, de tal modo alterando el ambiente intracelular. La tensión de Hyperosmotic hace el agua difundir de la célula, dando por resultado la contracción de la célula, que puede llevar al daño de la DNA y de la proteína, a la detención del ciclo celular, y final a la muerte celular. Las células compensan o se adaptan a la tensión osmótica activando un camino osmótico de la reacción de la tensión que sea controlado por un gen llamado factor nuclear de proteína obligatoria activada del reforzador de las células de T 5 (NFAT5) /tonicity (TonEBP). Esta proteína de NFAT5/TonEBP es el único factor mamífero sabido de la transcripción que es activado por la tensión hyperosmotic.

Steffan N. Ho, M.D., Ph.D., profesor adjunto del UCSD de la patología y autor mayor del papel en PNAS, conocido que las conclusión traen a las nuevas posibilidades de la luz en el revelado de drogas a las enfermedades autoinmunes de la invitación, al rechazo del trasplante y al cáncer.

“Nos excitan determinado sobre las implicaciones de nuestras conclusión a la biología de célula cancerosa,” Ho dijo. “El microambiente del tejido de tumores es único porque el incremento no regulado de células malas no permite el revelado normal de la sangre y de los buques de linfa dentro del tumor, que podría contribuir a la tensión osmótica. Si el incremento de células cancerosas en la carrocería requiere medios de adaptarse a la tensión osmótica, este camino de la reacción de la tensión representaría un nuevo objetivo emocionante para la identificación de drogas anticáncer.”

En la descripción de la investigación de sus personas, Ho dijo que fue pensado previamente que el riñón era el único tejido en la carrocería que estaba conforme a la tensión osmótica. El riñón controla cuánta agua y sal es en nuestra sangre usando un mecanismo ese resultados en mismo niveles de la tensión osmótica dentro de ciertas áreas del riñón.

“Como inmunologistas, nos al principio desconcertaron bastante cuando encontramos que una proteína que fue pensada para ayudar a las células del riñón para adaptarse a la tensión osmótica también fue expresada en tejidos del sistema inmune,” Ho dijimos. “No había pruebas anteriores que las células del sistema inmune o de cualquier otra célula fuera del riñón, de hecho, fueron expuestas a la tensión osmótica importante en la carrocería.”

Una de las dificultades en estudiar las tensiones que las células están expuestas dentro de la carrocería es la tarea casi imposible exacto de reconstruir, en el laboratorio, las complejidades de un tejido con su microambiente único pues existe in vivo. Para investigar la tensión osmótica, Ho las personas generaron los ratones que expresaron una forma defectuosa de la proteína de NFAT5/TonEBP, y encontraron que los ratones tenían una inmunorespuesta empeorada; sus células no podían crecer cuando estaban expuestas a la tensión osmótica.

“Ahora pensamos que el mismo proceso de la proliferación de célula dentro de un microambiente del tejido expone la célula a la tensión osmótica,” Ho dijimos. “Si la célula no puede adaptarse a esa tensión osmótica, no podrá crecer. El sistema inmune es especialmente relacionado en esta reacción osmótica de la tensión porque para vencer con éxito la infección por los virus o las bacterias, las células del sistema inmune deben proliferar muy rápidamente.”

Los estudios fueron soportados por una concesión de los institutos de la salud nacionales, con los recursos compartidos de la instalación de la base soportados por una concesión del Instituto Nacional del Cáncer. Además de Ho, los autores del papel incluyeron a primer autor Guillermo Y. Go, estudiante en el programa de entrenamiento del científico médico del UCSD M.D./Ph.D.; y co-autores Xuebin Liu, M.D., Ph.D., Michelle A. Roti, B.A., y Forrest Liu, M.D.