Los investigadores establecen claramente exacto los tipos de linfoma, de Hodgkins o de non-Hodgkins

Analizar los niveles de la expresión del gen CDK9 (cinasa relacionada del cyclin) y su T1 sujetado de la molécula CYCLIN en células linfoides en una muestra de la sangre puede establecer claramente exacto linfoma, según investigadores en Temple University - el instituto de Sbarro para la investigación de cáncer y el remedio molecular y el departamento de la patología y de la oncología humanas en la universidad de Siena en Italia.

Su estudio, “la expresión del T1 de CDK9/CYCLIN durante la diferenciación linfoide normal y la transformación mala,” aparece en el gorrón de la patología (volumen 203, entrega 4).

Los linfomas son generalmente difíciles de diagnosticar puesto que ninguna prueba existe actualmente para establecer suficientemente su presencia. La práctica clínica gira a menudo alrededor de un patólogo que busca cambios en características normales de la configuración y de la célula del ganglio linfático con una serie de pruebas, tales como análisis de sangre, radiografías, exploraciones de la tomografía (CT) automatizada, proyección de imagen de resonancia magnética (MRI) y biopsia de la médula.

“Hay muchos tipos y los subtipos del linfoma, algunos de los cuales son fáciles de descubrir, pero muchos que son muy difíciles de determinar,” dice a Antonio Giordano, M.D., Ph.D., director del instituto de Sbarro en el templo y uno de los investigadores principales del estudio.

Los investigadores encontraron que recogiendo una muestra de la sangre y haciendo el análisis immunohistochemical para la expresión del T1 de CDK9 y de CYCLIN, podían establecer claramente exacto el tipo de linfoma-Hodgkins o no-Hodgkins-como bien como su escenario del adelanto. El linfoma de Non-Hodgkins es el sexto-más cáncer común en los Estados Unidos.

“Básicamente, este nuevo método es una herramienta muy potente en la determinación de la presencia de cáncer analizando estas dos moléculas en el tejido linfoide,” explica a Giordano, internacionalmente - investigador reconocido en la genética del cáncer y de la terapia génica. “El cambio de niveles de T1 de CDK9 y de CYCLIN en células linfoides muestra una correlación con la actividad del cáncer. Cuanto más alta es la expresión del gen y de la molécula sujetada en la muestra de sangre, el más probables para el cáncer linfoide.”

CDK9 fue aislado originalmente con Giordano, que era en ese entonces investigador en el instituto del cáncer de Fels del templo, y sus personas en 1992. Refirieron a una pieza de una familia de las cinasas, CDK9 originalmente como PITALRE, el nombre de la serie de aminoácido que es similar en todas las piezas de esta familia de la cinasa.

“Revisábamos una biblioteca humana de la DNA para buscar a piezas de esta familia, y encontramos CDK9, un gen que codifica para una proteína que tenga la talla de 43 kilodaltons,” dice a Giordano, que es también codirector del centro para la biotecnología en la universidad del templo de la ciencia y de la tecnología (http://www.temple.edu/news_media/hkg696.html).

Durante los 10 años próximos, CDK9 demostraría ser un gen “multifuncional”, desempeñando muchos diversos papeles. Según Giordano, entre las muchas funciones de CDK9 se han descubierto que, uno del más interesante es el papel de esta cinasa en la diferenciación celular, muscle determinado la diferenciación.

“En la práctica, cuando nosotros los overexpress esta proteína, podemos ascender la diferenciación miógena aumentando la función del myoD,” dice a Giordano, que también descubrió el tumor que suprimía el gen Rb2/p130. “Nuestros estudios han demostrado que en tejido humano, CDK9 es un jugador muy importante en tejido especializado, como vemos en este estudio con el tejido linfoide.”

El trabajo clínico para el estudio fue coordinado por Giordano y realizado en el departamento de la patología y de la oncología humanas en la universidad de Siena en Italia en colaboración con profesores Lorenzo Leoncini y Piero Tosi. Los investigadores creen que este método único de usar el análisis immunohistochemical de una muestra de sangre para la expresión del T1 de CDK9 y de CYCLIN se convertirá en una herramienta diagnóstica importante en la batalla contra linfoma.

El estudio fue soportado por el ministerio italiano de la educación, las universidades y organización de la investigación y de investigación de la salud de Sbarro, los institutos de la salud nacionales y beca italiana Petruccelli-Americana de la investigación.