Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

La Nueva droga de la hepatitis gana la aprobación por el FDA

Una droga experimental de la hepatitis B ha ganado la alabanza de los expertos de la salud de los E.E.U.U. para su eficacia y ha sido recomendada por el grupo consultivo de los E.E.U.U. (FDA) Food and Drug Administration tratar la enfermedad del higado en adultos.

La droga llamada Baraclude ganó el soporte unánime del panel científico que dijo que los datos suministrados lo mostraron para ser superiores a otras medicaciones de la hepatitis y que eran más fuertes que telbivudine de la droga de la hepatitis.

Lynn Paxton de los Centros de los E.E.U.U. para el Control de Enfermedades y la Prevención (CDC), miembro del grupo consultivo, dijo que la crearon una diferencia de potencial.

La Hepatitis B, que se extiende a través de los fluídos corporales, inflama el hígado y puede llevar a marcar con una cicatriz e incluso a la muerte del hígado; puede también causar el cáncer de hígado.

Algunos miembros del jurado del FDA expresaron algunas preocupaciones por la píldora, especialmente sobre el potencial para el cáncer, como la prueba de la droga en ratones y ratas sugiere un riesgo carcinógeno posible a los seres humanos, dijeron al investigador Lois Lehman-McKeeman de la droga. El vigilar Continuado para el cáncer y la resistencia a largo plazo posible fue recomendado. Los riesgos no eran suficientes para autorizar una alerta del rectángulo negro. Se prevee que El FDA generalmente sigue el consejo de sus grupos consultivos y tome su decisión el 29 de marzo.

La compañía proyecta buscar la aprobación del FDA en late-2005 y se prepone conducto un estudio posterior a la comercialización durante cinco a ocho años para vigilar riesgos.