Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

SSRIs se asoció a violencia severa en una pequeña cantidad de individuos

El Uso de una clase de las drogas de antidepresivo, el SSRIs (inhibidores selectivos del reuptake de la serotonina), se puede asociar a violencia severa en una pequeña cantidad de individuos dice a los autores del papel publicados en el Remedio de PLoS.

David Healy y David Menkes de la Universidad de Cardiff, y Andrew Herxheimer del Centro BRITÁNICO de Cochrane, utilizaron una variedad de fuentes para observar esta asociación.

Las fuentes usadas eran datos sobre el paroxetine presentado al Comité BRITÁNICO sobre el Seguro del Grupo de Trabajo por su fabricante, GlaxoSmithKline del Experto del Remedio; los datos de la supervisión de la receta-acción de la Unidad de Investigación de Seguro (DSRU) de la Droga de Reino Unido estudian en paroxetine y el fluoxetine; casos legales en los cuales los autores han dado pruebas; y los email a partir de 1.374 pacientes en respuesta a un programa del Panorama de la BBC TV sobre paroxetine difundieron en 2002.

La asociación del uso y del uno mismo del antidepresivo dirigió violencia, tal como suicidio, no es nueva. Los autores observan que “Algunos reguladores, tales como los reguladores Canadienses, también han referido a riesgos de activación tratamiento-inducida que llevaba al uno mismo-daño y al daño a otras” y a las “escrituras de la etiqueta de Estados Unidos para toda la nota de los antidepresivos en agosto de 2004 que “la ansiedad, la agitación, los ataques de pánico, el insomnio, la irritabilidad, la hostilidad, la agresividad, el impulsivity, la acatisia (desasosiego psicomotor), la hipomanía, y el episodio maníaco han estado señalados en los pacientes adultos y pediátricos que eran tratados con los antidepresivos para el desorden depresivo importante así como para otras indicaciones, psiquiátricas y nonpsychiatric””.

El papel actual en el Remedio de PLoS se centra en el SSRIs, que se demandan para corregir un desequilibrio químico en el cerebro que implica una falta de serotonina. Del SSRIs, el paroxetine fue estudiado sobre todo por dos razones. Primero, los autores tenían mejor acceso a la información sobre los casos médico-legales ilustrativos para esta droga que para otros antidepresivos. En Segundo Lugar, el fabricante de paroxetine, GlaxoSmithKline, ha presentado datos sobre los episodios “hostiles” asociados a paroxetine a las autoridades reguladoras Británicas.

Un resumen del placebo controló juicios en niños y los adultos mostraron que 60 de 9219 (0,65%) pacientes dados el paroxetine, comparado con 20 de 6.455 dados el placebo (0,31%) tenían qué fue llamada una “acción de la hostilidad”.

En sus presentaciones al Comité sobre el Seguro del Grupo de Trabajo del Experto del Remedio, GlaxoSmithKline señaló 44 acciones hostiles en 11.491 pacientes que tomaban paroxetine en las juicios que comparaban paroxetine con otros antidepresivos (es decir 0,38% de todos los pacientes que tomaban paroxetine experimentaron una acción hostil). En un subconjunto de juicios que comparaban paroxetine con otro SSRI, había 16 acciones hostiles entre los 2.418 pacientes que tomaban el paroxetine (0,66%). En los estudios voluntarios sanos, en los cuales el paroxetine fue dado a la gente que era sana, las acciones hostiles ocurrieron en tres de 271 (1,1%) voluntarios que tomaban el paroxetine, comparado con ponen a cero hacia adentro el placebo que tomaba 138. GlaxoSmithKline atribuyó a estos episodios en los voluntarios sanos al hecho de que lindaron a los voluntarios en las juicios clínicas se centran, aunque esto aplicara a ambos los voluntarios que tomaban paroxetine y a ésos que tomaban placebo. Otro estudio voluntario sano había señalado previamente comportamiento agresivo en un sertraline que tomaba voluntario.

En la acción adversa de la droga que vigilaba había acciones violentas en 56 de 13.741 (0,41%) pacientes que tomaban paroxetine y 60 en 12.692 pacientes (0,47%) que tomaban el fluoxetine. En los correos electrónicos a partir de 1.374 pacientes después del programa de la BBC los autores señalan que “Muchas tormentas y pensamientos y actos de violencia o uno mismo-daño emocionales conectados al paroxetine”. Finalmente, los autores describen 9 casos legales del apodo a los estudiantes de medicina ilustrativo en los cuales han estado implicados.

Después de revisar los mecanismos posibles para la violencia asociada a SSRIs, los autores concluyen eso: “Las nuevas ediciones destacadas por estos casos necesitan el examen urgente en común por los juristas y los psiquiatras en todos los países donde están ampliamente utilizados los antidepresivos.” Sin Embargo, advierten que “En la práctica, los clínicos necesitan ser conscientes de las ediciones, pero la violencia seria en los antidepresivos es probable ser muy rara. Cuando la violencia es un resultado sospechoso, cada caso tiene que ser considerado cuidadosamente, en el principio que los individuos son responsables de su conducta, a menos que haya las pruebas sin obstrucción de la función comprometida que no se pueden explicar de otra manera.”

http://www.plosmedicine.org