Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Más enfermos de cáncer curados según nuevos datos sobre supervivencia del cáncer en Europa

Los nuevos datos y análisis de un estudio de larga duración de la supervivencia del cáncer en Europa han mostrado que está subiendo el número de gente curada real de cáncer - bastante que apenas sobreviviendo por lo menos cinco años después de la diagnosis - constantemente.

Una edición especial del gorrón europeo del cáncer que contiene partes del grupo de trabajo EUROCARE-4, incluye, por primera vez, un presupuesto de las proporciones de pacientes que se curen de su cáncer en Europa y que, por lo tanto, tengan una esperanza de vida igual a la del descanso de la población. El análisis divide a pacientes en dos grupos - la proporción que se pueden considerar curada de su enfermedad y que sean probables morir de algo más, y los que mueran de su cáncer.

El estudio comparó dos períodos - 1988-1990 y 1997-1999 - y encontrado la proporción de pacientes estimada para ser curado del pulmón, del estómago y de los cánceres colorrectales crecientes a partir de la 6% hasta el 8%, a partir la 15% al 18% y a partir la 42% al 49%, respectivamente.

El Dr. Ricardo Capocaccia del centro nacional para la promoción de la epidemiología, de la vigilancia y de la salud (Roma, Italia), que es el redactor invitado de la edición especial EUROCARE-4, dijo: Los “aumentos entre 1988-1990 y 1997-1999 en la proporción estimada de pacientes europeos curados del pulmón, del estómago y de cánceres colorrectales son significativos. La proporción curada no se afecta por “plazo de ejecución” (diagnosis anterior sin la mejoría en esperanza de vida), así que estas tendencias sugieren progreso auténtico en mando del cáncer.”

Sin embargo, como con muchos otros papeles en la edición especial de EJC, el documento sobre la proporción de pacientes curados mostrados allí era diferencias importantes entre los países en Europa.

Para todos los cánceres combinados, curaron a la mayoría de los hombres (el 47%) en Islandia y la mayoría de las mujeres (el 59%) fueron curados en Francia y Finlandia, mientras que en Polonia curaron a los menos hombres (el 21%) y a las mujeres (el 38%).

El Dr. Capocaccia dijo: “Para todos los cánceres combinados, la gama muy amplia en proporción a los pacientes curados en los países que contribuyen, la telemetría a partir de la 21% hasta el 47% en hombres y el 38% al 59% en mujeres, también depende de la frecuencia diversa a través de Europa de los diversos cánceres. Esta proporción es, por lo tanto, también un indicador de variaciones a nivel europeo en mando del cáncer, porque refleja progreso en diagnosis y el tratamiento, así como del éxito en la prevención de los cánceres más fatales.

La “variación geográfica en la proporción estimada de pacientes diagnosticó en 1988-1999 quién fueron curadas colocaron del cerca de 4% al 10% para el cáncer de pulmón, a partir la 9% al 27% para el cáncer de estómago, a partir la 25% al 49% para el cáncer del colon y del recto, y a partir la 55% al 73% para el cáncer de pecho.”

Por ejemplo, Dinamarca, República Checa y Polonia tenían la proporción más inferior de enfermos de cáncer curados del pulmón (menos el de 5%), mientras que Francia y España tenía el más alto (más el de 10%). Para el cáncer colorrectal, menos los de 30% fueron curados en Polonia, República Checa y Eslovenia pero los 49% fueron curados en Francia. En Finlandia, Francia, España y Suecia, el cerca de 73% de enfermos de cáncer del pecho fueron curadas, mientras que la proporción era menos del 60% en República Checa, Polonia y Eslovenia.

Para el cáncer de próstata, asociaron a la proporción de hombres curados más a la intensidad de la actividad de la prueba del PSA que con la eficacia de tratamientos. Francia llevó la manera con más el de 60% de hombres curados, mientras que los solamente 14% fueron curados en Dinamarca. Esta diferencia era en gran parte debido a las cajas diagnosticadas anterior a través de la prueba del PSA, y muchos de estos cánceres de próstata no habrían matado y pudieron ni siquiera haber dado lugar a ninguna síntomas. De hecho, la mortalidad del cáncer de próstata era no más alta en Dinamarca que a otra parte en Europa del Norte.

Para el cáncer de pecho, los resultados mostraron un entrehierro entre Polonia, la República Checa y Eslovenia y países más de Europa occidental del cerca de 10%. La “parte de esta diferencia se ha atribuido a la introducción de la investigación de cáncer de pecho a partir de mediados de 1990 s en varios países de Europa occidental. Si esto es verdad, la implicación es que el diagnóstico precoz salva las vidas de mujeres con el cáncer de pecho haciendo su enfermedad más curable,” dijo al Dr. Capocaccia.

El estudio de EUROCARE se ha estado ejecutando desde 1990 y es el estudio epidemiológico más amplio en la supervivencia de enfermos de cáncer en Europa. Este parte más reciente, EUROCARE-4, incluye datos a partir de 93 registros sobre la base de la población del cáncer en 23 países europeos, revistiendo una población total de cerca de 151.400.000, que representa el 35% de la población total en esos países. La base de datos EUROCARE-4 contiene los archivos anonimizados para más de 13.500.000 enfermos de cáncer diagnosticados durante el período 1978-2002, con la información sobre su estado vital hasta 31 de diciembre de 2003 o más adelante. Los datos preliminares sobre supervivencia de EUROCARE-4 fueron publicados en 2007.

Además de los presupuestos de la proporción de pacientes curados, los datos en la edición especial de EJC que son nuevos desde 2007 incluyen comparaciones de la supervivencia entre los ancianos y el de mediana edad, entre los hombres y las mujeres y la supervivencia de niños.

La supervivencia de los ancianos (70-99 años) era más inferior que para los pacientes de mediana edad (55-69 años). El Dr. Capocaccia dijo: “Esto es probablemente debido a un escenario más avanzado de la enfermedad en la diagnosis, otras condiciones serias, y un acceso más difícil, o la falta de disponibilidad, del cuidado apropiado. La diferencia era determinado evidente para las mujeres. Durante el período 1995-2002 revestido por EUROCARE-4, la supervivencia de cinco años perfeccionada menos para los pacientes envejeció 70-84 que para ésos 55-69 envejecido, ensanchando el entrehierro en supervivencia entre estas bandas de dos edades. Las diferencias de la supervivencia entre los más viejos y de mediana edad pacientes fueron concentradas principal en el primer año después de la diagnosis: supervivencia de cinco años condicional en la supervivencia por el primer año después de que la diagnosis variara mucho menos con edad que supervivencia de cinco años incondicional, sugiriendo que diagnostiquen a más viejos pacientes a menudo demasiado tarde para ser tratados eficientemente.”

Las mujeres tienen esperanza de una vida más larga que hombres y una mejor supervivencia de enfermedades crónicas como enfermedad cardiovascular y cáncer. la supervivencia relativa de cinco años Edad-ajustada era más alta en mujeres que los hombres para 21 tipos de 26 de cáncer para los cuales la supervivencia era estimada en ambos sexos. Determinado las diferencias marcadas fueron encontradas para los cánceres de la culata de cilindro y el cuello, hueso, tiroides y estómago, y para el melanoma de la piel. Las mujeres tenían supervivencia importante más inferior solamente para los cánceres del trecho, del diafragma y de la laringe biliares. Para todos los cánceres combinó, y después del ajuste para la edad y para las diversas configuraciones del cáncer en cada sexo, las mujeres tenían una ventaja total del dos por ciento en la supervivencia de cinco años (el 52% comparado con el 50%). La ventaja de la supervivencia para las mujeres más jovenes de 64 era el cuatro por ciento; esta diferencia disminuyó con el aumento de la edad, llegando a ser insignificante en los ancianos.

“Esto sugiere que las configuraciones de la hormona de sexo puedan desempeñar un papel en la supervivencia constantemente más alta considerada para las mujeres,” dijo al Dr. Capocaccia.

En los niños, adolescentes y adultos jovenes, la supervivencia de cinco años para todos los cánceres combinados era el 81% en los niños (0-14 años) y el 87% en los adolescentes y los adultos jovenes (15-24 años). A partir de 1995-1999 a 2000-2002, el riesgo de muerte en el plazo de cinco años de diagnosis bajó importante para los pacientes jovenes, por el 8% en niños y el 13% en adolescentes y adultos jovenes. Las diferencias internacionales en supervivencia también se estrecharon para los niños y los adultos jovenes. La supervivencia perfeccionó en un cierto plazo para todos los tipos principales del cáncer que afectaban a los jóvenes. La mejoría era estadístico importante para los tumores de la leucemia linfoide aguda y del sistema nervioso central en niños y para el linfoma no-Hodgkin en adolescentes y adultos jovenes.

La “supervivencia del cáncer en los pacientes envejecidos menos de 25 años se documenta mal en del este - los países europeos. La inscripción completa del cáncer debe ser una prioridad para estos países, como parte esencial de un plan de acción para el mando efectivo del cáncer en Europa,” dijo al Dr. Capocaccia.

Profesor Alexander M.M. Eggermont, presidente de ECCO - la organización europea del cáncer, acogió con satisfacción los últimos datos de EUROCARE-4. “EUROCARE-4 ofrece la información esencial en la configuración de la supervivencia de enfermos de cáncer a través de Europa. Sin esta información sería imposible fijar si las mejorías en diagnosis, el tratamiento y el cuidado del cáncer están teniendo real un efecto sobre el resultado para los pacientes. También nos informa qué cánceres y qué áreas de Europa necesitan ser apuntadas para la investigación y la inversión adicionales.

“Las buenas noticias son que, para la mayoría de los cánceres, la supervivencia ha aumentado durante los años 80 y los años 90. Había diferencias grandes entre los países; sin embargo, la mayor parte de los aumentos más grandes de la supervivencia han ocurrido en países donde estaba inferior la supervivencia al principio, y ésta ha contribuido a una reducción en las disparidades en supervivencia a través de Europa.

“Europa está cambiando, con más países ensamblando la UE, y el remedio del cáncer es también cambiante y que perfecciona. Esto significa que más personas tienen expectativas más altas de la profesión médica. Debemos hacer nuestro mejor para resolver estas expectativas y para ayudar a pacientes y los colegas diseminando la información sobre mejores diagnósticos, los tratamientos y las vulcanizaciones tan extensamente como sea posible a través del conjunto de Europa, y, de hecho, el mundo. Esto será lograda por la colaboración y la comunicación, y los estudios del futuro EUROCARE, ninguna duda, carta cómo es acertado hemos sido. Los registros del cáncer desempeñan un papel vital aquí, e impulsaría todos los países para protegerlos y para desarrollar de modo que la información sobre incidencia y supervivencia del cáncer llegue a ser más exacta.”