Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

La ablación de la radiofrecuencia suprime problemas en la mayoría de los pacientes con el esófago de Barrett

Un procedimiento que utiliza calor generó por las ondas de radio para tratar el esófago de Barrett, una condición causada por el reflujo ácido (ardor de estómago severo), puede eliminar signos del desorden potencialmente cancerígeno y reducir el riesgo que progresará la enfermedad.

Las conclusión de la primera juicio multicentra del procedimiento, llamada ablación de la radiofrecuencia, podrían significar que los pacientes tienen una opción a la cirugía para tratar el esófago de Barrett. El procedimiento utiliza una extensión insertada a través de la boca para destruir el tejido anormal. Los investigadores denuncian sus conclusión en la aplicación del 28 de mayo New England Journal del remedio.

Los “pacientes con el esófago de Barrett pueden continuar desarrollar el cáncer del esófago,” dice a Steven A. Edmundowicz, M.D., principal investigador en el sitio del estudio en la Facultad de Medicina de la universidad de Washington en St. Louis. El “cáncer del esófago es generalmente mortal. El menos de 15 por ciento de pacientes con la adenocarcinoma del esófago sobrevive por cinco años, y en ésos con el esófago de Barrett avanzado, el riesgo que la condición avance para convertirse en cáncer es el cerca de 6 por ciento por año.”

En el esófago de Barrett, la parte del guarnición del esófago se reemplaza por las células que se asemejan a las células intestinales. Mientras que progresa la condición, estas células llegan a ser cada vez más desordenadas. La prolongada enfermedad ácida del reflujo es común en las que desarrollen el esófago de Barrett, que afecta al cerca de 1 por ciento de adultos en los Estados Unidos.

Un total de 127 pacientes en 19 sitios participaron en el estudio, que utilizó los endoscopios para diagnosticar la enfermedad y después para entregar la ablación de la radiofrecuencia al guarnición anormal del esófago. La técnica calienta el tejido anormal para destruirlo mientras que deja las capas más profundas del esófago indemnes.

Todos los pacientes en el estudio tenían el incremento desordenado, celular llamado displasia asociada al esófago de un Barrett más avanzado. Clasificaron a los pacientes como teniendo displasia de calidad inferior o displasia de alto grado. Sin importar cómo los clasificaron para el estudio, los pacientes recibieron el esomeprazole de la medicación del anti-reflujo (Nexium), para mantener su enfermedad del reflujo la verificación tanto cuanto sea posible.

Llevado por Nicholas J. Shaheen, M.D., en la universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill, los investigadores en el diverso estudio sitúan a pacientes aleatoriamente seleccionados a o reciben la ablación de la radiofrecuencia o experimentar un procedimiento del impostor en el cual los endoscopios fueron insertados a través de la boca y el guarnición del esófago fue examinado, solamente ningunas ondas de radio fueron entregados.

Dos pacientes recibieron el tratamiento real para todos que consiguieron un procedimiento del impostor. Los que recibieron el tratamiento de la ablación podrían levantarse a cuatro tratamientos durante los 12 meses del estudio. Después del período del estudio, dieron los que no habían recibido terapia de la ablación la opción de conseguir el tratamiento.

En los pacientes que tenían el tratamiento, la displasia desapareció hacia adentro apenas sobre el 90 por ciento de pacientes con enfermedad de calidad inferior y en el más de 80 por ciento de ésos con enfermedad de alto grado comparó al cerca de 23 por ciento de los pacientes de calidad inferior y al 19 por ciento de los pacientes de alto grado que tenían procedimientos del impostor bastante que la terapia de la ablación. En el 78 por ciento de pacientes tratados, no sólo la displasia desapareció, pero todo el intestinal-tipo anormal células fue eliminado también.

“Durante el período de doce meses del estudio, descubrimos menos cánceres en el grupo de la ablación que en el grupo de mando,” dice Edmundowicz, profesor de medicina en la división de gastroenterología. “Pero porque los cánceres ocurrieron en un total de solamente cinco pacientes del estudio, los números no son tan potentes con respecto a cáncer como están mirando la erradicación del esófago de Barrett.”

El riesgo de progreso del esófago de Barrett al cáncer del esófago es el aproximadamente 1 por ciento para ésos con displasia de calidad inferior y el 6 por ciento para ésos con enfermedad de alto grado.

“De estos resultados a corto plazo, aparece que podemos tener otra herramienta útil en nuestro arsenal del tratamiento,” dice a Edmundowicz, que es médico del estado mayor en el hospital Barnes-Judío y gastroenterólogo en el centro del cáncer de Siteman. La “continuación adicional será necesaria demostrar la eficacia verdadera de la ablación de la radiofrecuencia en la prevención del cáncer del esófago en pacientes con el esófago de Barrett. ”

La mayoría de los temas del estudio toleraron los tratamientos muy bien, él dice. “El un efecto secundario que la mayoría de los pacientes de la ablación experimentados eran dolor en el pecho después de la terapia, éste fue manejado fácilmente con las medicaciones, y estaban menos doloridos que si tenían cirugía, que ha sido la opción del tratamiento primario,” él dicen.

La opción quirúrgica se ofrece a los pacientes con el esófago de Barrett encontrado para tener displasia o cáncer severa. El tipo de cirugía varía, pero implica generalmente el quitar la mayor parte del esófago, el tirar de una porción del estómago hacia arriba en el pecho y el sujetar de ella a qué permanece del esófago.

El estudio fue soportado por BARRX médico, que fabrica el dispositivo de la ablación. Todos los pacientes en el estudio también recibieron la droga del anti-reflujo. Edmundowicz ha recibido el apoyo de la conferencia de BARRX médico. Otros accesos para los investigadores del estudio se enumeran en el artículo en New England Journal del remedio.

Shaheen NJ, y otros ablación de la radiofrecuencia en el esófago de Barrett con displasia. New England Journal del remedio, vol. 330 (22), el 28 de mayo de 2009.

Este estudio fue soportado por BARRX médico. La medicación del estudio fue ofrecida por AstraZeneca. El análisis estadístico y a la gestión de datos soportaron una concesión de los institutos de la salud nacionales.