La inversión del Gobierno en exámenes de aro puede reforzar la economía

Los Gobiernos podrían agregar millares de millones de dólares a la economía global simple por la inversión en exámenes de aro y la disposición de los cristales para unos 703 millones de personas de que los necesitan, según un estudio publicado este mes en el Boletín de la Organización Mundial de la Salud.

El estudio estima que 65 000 más optometristas, los oftalmólogos, los dispensadores ópticos y otros profesionales del aro-cuidado serían necesarios proporcionar estos servicios y que costaría entre US$ 20 000 millones y US$ 28 000 millones para entrenarles y para fijar y para ejecutar los recursos del aro-cuidado necesitó.

“Esto es una gota en el océano comparado con el US$ 202 que 000 millones en bajas estimadas en el producto interno bruto global debido al hecho de que estos 703 millones de personas de están viviendo con desvío refractivo sin corregir,” dice cada año a Profesor Brien Holden del co-autor en la Universidad de Nuevo Gales del Sur en Australia.

El desvío Refractivo es un desorden común del aro ese los resultados en la visión enmascarada. Los cuatro formularios principales son miopía (cercano-sightedness), hyperopia (hipermetropía), astigmatismo (visión torcida) y presbiopía (cerca de la debilitación de la visión, que hace la lectura sin los cristales imposible para muchos).

Los desvíos refractivos Sin Corregir son la causa más común de la debilitación de la visión por todo el mundo y la segunda causa común de la ceguera. Éstos no se pueden prevenir sino se pueden diagnosticar a través de un examen de aro y tratar con los cristales - cálculo del coste tan poco como US$ 2 un par - los lentes o cirugía de contacto.

“Mejorar la visión de la gente podría generar considerables ventajas económicas especialmente en los países inferiores y con ingresos medios, en donde estos problemas no se corrigen en gran parte, y podría hacer una contribución importante al revelado global,” él dice.

La Baja en productividad informa solamente la parte de la historia, Holden dice: Los “Niños y los adultos con desvío refractivo sin corregir hacen frente mucho a los efectos de la salud, económicos y sociales, incluyendo la visión pobre, las posibilidades reducidas de la educación y de empleo, y aislamiento social.”

El Co-autor en el papel, Kevin Frick, profesor de la economía de la salud en la Escuela de Johns Hopkins Bloomberg de la Salud Pública, dice él espera que los resultados del estudio envíen una señal fuerte a los gobiernos en todo el mundo. Los “Gobiernos hacen frente a decisiones difíciles sobre cómo mejor utilizar recursos escasos. Ahora que tenemos pruebas de las ventajas económicas de corregir desvío refractivo, la inversión en cuidado del aro debe ser una de las decisiones más fáciles,” dice Frick.

La “Inversión en profesionales dedicados del aro-cuidado es dominante a proporcionar accesible y los servicios refractivos asequibles en el nivel primario de la atención sanitaria,” dice al Dr. Silvio Mariotti, experto en la prevención de la ceguera en el WHO.

Debido a la falta de servicios refractivos, 119 millones de personas de estimado son con deficiencias visuales. Las soluciones Efectivas a este problema existen pero necesitan ser hechas accesible a todo el ésos en necesidad. El estudio proporciona las pruebas adicionales de la importancia de desarrollar los recursos humanos para la prevención de la ceguera de acuerdo con del plan de actuación del WHO para la prevención de la ceguera y de las discapacidades visuales evitables 2009-2013.

Fuente: La Organización Mundial de la Salud