Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Los niños diagnosticados nuevamente con la enfermedad de Crohn pueden beneficiarse de las drogas biológicas

Los niños diagnosticados nuevamente con la enfermedad de Crohn pueden beneficiarse del tratamiento temprano con las drogas biológicas conocidas como agentes antis-TNF-α, según un nuevo estudio en gastroenterología, el Diario Oficial de la asociación gastroenterológica americana.

“Mientras que el uso de drogas biológicas, tales como infliximab o adalimumab, es generalmente reservado para los pacientes que han fallado la terapia anterior para la enfermedad de Crohn, poco se sabe sobre los resultados que siguen el uso anterior,” dijo el estudio autor Jeffrey S. Hyams, Doctor en Medicina, del centro médico de los niños de Connecticut, Hartford. “Esta nueva investigación encuentra que, en los niños diagnosticados nuevamente con el moderado a la enfermedad de Crohn severa, la terapia anti-TNF-α temprana es más efectiva en lograr la remisión que el tratamiento estándar actual.”

Usando datos de la estratificación del RIESGO estudie, un programa de investigación de observación en curso, anticipado que implica actualmente 28 centros pediátricos en Norteamérica, investigadores de la gastroenterología comparó la eficacia (en el plazo de tres meses después de la diagnosis) del tratamiento temprano con los inhibidores antis-TNF-α, comparados con el tratamiento temprano con las drogas inmunomoduladores, en lograr la remisión clínica y la facilitación de incremento en niños con la enfermedad de Crohn. La asistencia estándar actual es corticosteroides seguidos por la introducción temprana de drogas inmunomoduladores.

En anual, el 85 por ciento de pacientes que recibían terapia anti-TNF-α temprana solamente estaba en la remisión clínica corticosteroide-libre, una proporción importante mayor que ésos tratados con immunomodulators tempranos solamente (el 60 por ciento) o ninguna inmunoterapia temprana (el 54 por ciento). Además, en anual, ningunos pacientes en el grupo anti-TNF-α temprano hicieron un índice de actividad pediátrico de la enfermedad de Crohn de mayor de 30, comparar con el 7 por ciento en el grupo temprano de los immunomodulators y el 10 por ciento en el ningún grupo temprano de la inmunoterapia. Solamente en el grupo anti-TNF temprano del α estaba la velocidad normal del incremento establecida.