El Estudio investiga conexiones posibles entre el sueño y el estatus del ácido graso de omega-3 DHA en niños sanos

Un estudio placebo-controlado seleccionado al azar por la Universidad de Oxford sugiere que niveles más altos de omega-3 DHA, el grupo de ácidos grasos de cadena larga encontrados en algas y mariscos, están asociados a un mejor sueño. Los investigadores explorados si 16 semanas de suplementos del magnesio del diario 600 de fuentes algáceas mejorarían el sueño de 362 niños. No seleccionaron para los problemas del sueño, sino eran todos a los niños que participaron en el estudio los programas de lectura luchadores en una escuela primaria de la corriente principal. Al principio, los padres completaron un cuestionario del sueño del niño, que reveló que cuatro en diez de los niños en el estudio sufrieron de dispersiones regulares del sueño. De los niños clasificados como teniendo pobres duermen, los investigadores los sensores ajustados de la muñeca a 43 de ellos para vigilar sus movimientos en base durante cinco noches. Este estudio experimental exploratorio mostró que los niños en un curso de suplementos diarios de omega-3 tenían casi una hora (58 minutos) más sueño y siete menos episodios el despertar por la noche comparada con los niños que tomaban el placebo del maíz o de la soja. Las conclusión deben ser publicado en el Gorrón de la Investigación del Sueño.

El estudio dos-organizado observaba sueño en 362 alumnos BRITÁNICOS 7-9 años sanos en relación a los niveles de los ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga omega-3 y omega-6 (LC-PUFA) encontrados en muestras de sangre del fingerstick. La investigación Anterior ha sugerido conexiones entre el sueño y la sangre inferior omega-3 LC-PUFA de los pobres en niños y en niños y adultos con dificultades del comportamiento o de aprendizaje. Sin Embargo, éste es el primer estudio para investigar conexiones posibles entre el sueño y el estatus del ácido graso en niños sanos.

Al inicio del estudio, pidieron los padres y los cuidadores valorar los hábitos del sueño de su niño durante una semana típica (usando una escala de tres puntos). Sus reacciones al Cuestionario bien-validado de los Hábitos del Sueño del Niño indicaron que el 40 por ciento de los niños tenía problemas del sueño del clínico-nivel, tales como resistencia a la hora de acostarse, ansiedad sobre sueño y despertar constante en el curso de la noche.

El estudio encuentra que niveles de sangre más altos del omega-3 de cadena larga DHA (el ácido graso principal omega-3 encontrado en el cerebro) están asociados importante a un mejor sueño, incluyendo menos resistencia de la hora de acostarse, parasomnias y dispersión total del sueño. Agrega que relaciones de transformación más altas de DHA en relación omega-6 al ácido graso de cadena larga AA (ácido araquidónico) también están asociadas a menos problemas del sueño.

Profesor Paul Montgomery del Autor importante de la Universidad de Oxford dijo: “Encontrar problemas nivelados clínicos del sueño en cuatro en diez de esta muestra de la población en general es una tema de inquietud. Las Diversas substancias hechas dentro del cuerpo de los ácidos grasos omega-3 y omega-6 se han sabido de largo para desempeñar los papeles dominantes en la regla del sueño. Por ejemplo, relaciones de transformación más inferiores de DHA se han conectado a los niveles inferiores del melatonin, y ésa ajustaría con nuestro encontrar que los problemas del sueño son mayores en niños con los niveles inferiores de DHA en su sangre.”

el Dr. Alex Richardson del Co-Investigador de la Universidad de Oxford dijo: 'Estudios Anteriores que hemos publicado mostrado que los niveles de sangre de omega-3 DHA en esta muestra de la población en general de 7-9 años eran alarmantemente bajo totales, y esto se podría relacionar directamente con el comportamiento y el aprendizaje de los niños. El sueño de los Pobres podía ayudar bien a explicar algunas de esas asociaciones.

La “investigación Adicional es necesaria dada el pequeño número de niños implicados en el estudio experimental. Estudios Más Grandes usando dimensiones objetivos del sueño, tales como actigraphy adicional usando los sensores de la muñeca, se autorizan sin obstrucción. Sin Embargo, esta juicio controlada seleccionada al azar sugiere que el sueño de los niños se puede mejorar por suplementos de DHA e indica otra ventaja de niveles más altos de omega-3 en la dieta.”

Fuente: Universidad de Oxford