Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Gente obesa en el mayor riesgo de desarrollar el cáncer

El cáncer es más probable convertirse en la gente que es muy gorda (obeso), porque las grasas de cuerpo sobrantes interfieren con los diversos ciclos de la hormona y con glucosa y metabolismo gordo. En ocasión de día europeo de la obesidad este sábado que viene (16 de mayo), el experto metabólico Alexandra Kautzky-Willer, centro completo del cáncer (CCC) en MedUni Viena y Hospital General de Viena, drena la atención al hecho de que, incluso en Austria, la gente está sufriendo cada vez más de obesidad. Varios estudios por lo tanto están conducto en el CCC para investigar los eslabones entre la obesidad, los desordenes metabólicos y el cáncer.

La obesidad está mucha en el aumento en países industrializados. Actualmente el 15% de hombres y los 10% de mujeres en Austria es mórbidamente obesos. Los últimos estudios muestran que esta tendencia negativa afectan a las mujeres jovenes y a las mujeres posmenopáusicas determinado. Miran a los adultos como siendo obesos si tienen un índice de masa corporal (BMI) de más de 30. Un BMI de entre 18,5 y 24,9 se considera normal pero, en un BMI de más de 25, le consideran ser gordo.

La grasa abdominal es determinado peligrosa

Los nuevos datos de un estudio internacional, que fue publicado en oncología de la lanceta en 2015, muestran que 5,4% de todos los cánceres en mujeres y 1,9% de cánceres en hombres están asociados a un alto BMI. Esto es determinado verdad de los cánceres del esófago, del intestino, de riñones, del páncreas y - en mujeres - de la vesícula biliar, de los ovarios, del útero y del cáncer de pecho posmenopáusico. Endocrinólogo y consultor en remedio del género, Alexandra Kautzky-Willer, subdirector del departamento de universidad del remedio interno III de MedUni Viena y pieza del centro completo Viena (CCC) del cáncer: La “gente con un BMI de 30 y arriba es predominante afectada. Un aumento en BMI por solamente un factor de 1, por ejemplo a partir el 29 a 30, aumenta su riesgo de cáncer cerca entre el 3% y el 10% para los tipos dichos de cáncer. Determinado la grasa abdominal, también conocida como grasa visceral, tiene un impacto negativo en salud, puesto que aumenta su riesgo de cáncer y anima el revelado de desordenes metabólicos tales como diabetes, o enfermedad cardiovascular.”

Los depósitos grasos en el área abdominal aumentan el riesgo de cáncer por varias razones: en primer lugar, el tejido graso es hormonal activo, produce las hormonas del tejido adiposo y cambia el equilibrio de las hormonas de sexo - por ejemplo convirtiendo más precursores del andrógeno en el estrógeno. Esto anima el revelado y el incremento de tumores hormona-relacionados, tales como diversas formas del cáncer de pecho o del cáncer endometrial. El movimiento perjudicial en el equilibrio de las hormonas de sexo y de las hormonas del tejido adiposo directa e indirectamente anima incremento del tumor. También lleva a un aumento en la resistencia a la insulina, que la carrocería responde a su vez aumentando la producción de la insulina. Kautzky-Willer: “El problema con ése es que la insulina no sólo regula el metabolismo pero puede también actuar como hormona estimuladora del crecimiento y animar la división celular y por lo tanto el incremento del tumor. Podemos por lo tanto ver una relación estrecha entre la diabetes y ciertos tipos de cáncer, particularmente hígado y cáncer pancreático. Los altos niveles de azúcar de sangre también parecen ascender más lejos incremento del tumor.” Otro aspecto es que los procesos inflamatorios crónicos pueden ocurrir en la región del gordo abdominal y éstos también favorecen el revelado del cáncer. Kautzky-Willer: “La cosa positiva es que usted puede hacer algo sobre este riesgo el peso perdidoso o vigilando su peso desde el principio. Muchos tipos de cáncer se podían evitar fácilmente de esta manera; una dieta y un ejercicio mediterráneos también ayudan.”

Investigación adicional en los eslabones

En el centro completo del cáncer (CCC) de MedUni Viena y del Hospital General de Viena están conducto la investigación adicional en los eslabones entre la obesidad, la diabetes y el cáncer. Por ejemplo, se ha fijado el estudio del CARAMELO (CÁNCER Y DIABESITY). Esto observa el eslabón entre la diabetes y las enfermedades del tumor. Otros estudios están investigando la influencia de las diversas drogas de la diabetes en el revelado del cáncer y del curso de la enfermedad. Esto debe ayudar a perfeccionar más lejos tratamientos de la droga.

Circunferencia abdominal un mejor marcador que BMI

Aunque, incluso en publicaciones científicas, el BMI sea de uso general como valor indicativo, los expertos lo miran solamente como marcador general. Kautzky-Willer: “El BMI se relaciona con el peso corporal y no hace ninguna distinción entre el tejido graso y Massachusetts del músculo. Así pues, por ejemplo, un culturista, que es muy pesado debido a su masa del músculo pero tiene apenas grasa en absoluto, tendría un BMI muy alto. La circunferencia abdominal, por otra parte, es un indicador mucho más seguro del exceso de peso o de la obesidad, porque puede ser utilizada para determinar específicamente la proporción de tejido graso.”