Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

La nueva combinación del one-two de antibióticos y la vitamina C podían eliminar a las células madres del cáncer

Las células madres del CÁNCER, que aprovisionan de combustible el incremento de tumores fatales, pueden ser eliminadas por una combinación del one-two de antibióticos y de la vitamina C en una nueva estrategia experimental, publicada por los investigadores en la universidad de Salford, Reino Unido.

El antibiótico, Doxycycline, seguido por las dosis del ácido ascórbico (vitamina C), era asombrosamente efectivo en matar a las células madres del cáncer bajo condiciones del laboratorio, según la investigación publicada en el gorrón Oncotarget.

En términos del boxeo, éste sería el equivalente de dos choques entregados en la sucesión rápida; un pinchazo izquierdo, seguido por una cruz correcta.

Los investigadores dicen sus ofertas del método una nueva explicación para que cómo eviten que las células cancerosas hagan tratamiento-resistentes y cómo las terapias de las combinaciones se pueden desarrollar para vencer resistencia a los medicamentos.

Profesor Michael Lisanti, que diseñó el estudio, explicado: “Ahora sabemos que una proporción de células cancerosas escape la quimioterapia y desarrollamos resistencia a los medicamentos; establecimos esta nueva estrategia para descubrir cómo la hacen.

“Sospechamos la respuesta puesta en el hecho de que ciertas células cancerosas - que llamamos metabólico flexibles - pueden cambiar su fuente del combustible. Así, cuando el tratamiento de la droga reduce la disponibilidad de un alimento determinado, las células cancerosas flexibles pueden introducirse con una fuente energética alterna.”

Esta nueva aproximación de la combinación evita las células cancerosas cambien su dieta (metabólico inflexible), y las muere de hambre efectivo, evitando que usen cualesquiera otros tipos disponibles de combustibles biológicos.

Las personas en la universidad del centro de la investigación biomédico de Salford, Doxycycline adicional en dosis cada vez mayores durante un período de tres meses, inducir inflexibilidad metabólica.  El resultado era dejar las células cancerosas activas, pero atenuado seriamente y agotado, de modo que fueran mucho más susceptibles al hambre, por un segundo “punzón metabólico”.

Primero, los investigadores inhibieron las mitocondrias de la célula del tumor, restringiendo a las células cancerosas solamente a la glucosa como fuente del combustible; entonces, se llevaron su glucosa, muriendo de hambre efectivo a las células cancerosas a la muerte.

“En este decorado, vitamina C se comporta como inhibidor de la glicolisis, que aprovisiona de combustible la producción energética en mitocondrias, “la central eléctrica” de la célula, el Dr. explicado Federica Sotgia del co-autor.

Las personas de Salford mostraron recientemente vitamina C para ser hasta diez veces más efectivas en la detención de incremento de la célula cancerosa que los productos farmacéuticos tales como 2-DG, pero ella dice que cuando la vitamina C se combina con un antibiótico, es hasta diez veces más efectivo, haciendo le casi 100 veces más efectivas que 2-DG.

Pues el Doxycycline y la vitamina C son ambo relativamente no tóxicos, éste podría reducir dramáticamente los efectos secundarios posibles de la terapia anticáncer.

Las personas de Salford también determinaron ocho otras drogas que se podrían utilizar como “segundo-punzón” después del régimen antibiótico, incluyendo el berberine (un producto natural) - y varias drogas aprobadas por la FDA no tóxicas baratas.

Profesor Lisanti agregó: “Ésta es otras pruebas que la vitamina C y otras composiciones no tóxicas pueden tener un papel a jugar en el combate contra cáncer.

“Nuestros resultados indican que es un agente prometedor para las juicios clínicas, y como agregación a terapias más convencionales, prevenir la repetición del tumor, la progresión adicional de la enfermedad, y la metástasis.”