Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

El Estudio no muestra ninguna relación entre la vacunación de la gripe de cerdos y el riesgo creciente de diabetes del tipo 1

Ha habido un miedo que la vacuna de la gripe de cerdos, Pandemrix, aumentaría el riesgo de enfermedades autoinmunes con excepción de narcolepsy. Sin Embargo, un nuevo estudio de niños de Suecia y de Finlandia muestra que la vacuna aumentó ni el riesgo de desarrollar autoanticuerpos contra las células beta insulina-que producían ni el acontecimiento de la diabetes del tipo 1.

“Por el contrario, el riesgo fue reducido entre niños vacunados en Finlandia, que es algo que ahora investigaremos más lejos”, dice Helena Elding Larsson, investigador en la Universidad de Lund y médico en el Hospital de la Universidad de Skåne, que conducto el estudio.

de Octubre de 2009 a Marzo de 2010, las vacunaciones en masa contra la gripe de cerdos (H1N1) fueron realizadas en Suecia y Finlandia. Resultó que, en algunas personas con una variante genética específica, la vacuna, Pandemrix, causado narcolepsy y éste generó mucha discusión si otras enfermedades autoinmunes se pueden inducir por la vacuna. Ciertos estudios muestran que el número de pacientes con diabetes del tipo 1 pudo haber aumentado puesto que ocurrieron las vacunaciones. Los investigadores, por lo tanto, quisieron estudiar si la vacuna también aumentó el riesgo de desarrollar autoanticuerpos contra las células beta en el páncreas y el acontecimiento de la diabetes del tipo 1.

Hay semejanzas entre las enfermedades. En pacientes con narcolepsy, su sistema inmune destruye las células del hypocretin situadas en el cerebro, que son importantes para que tirante despiertas. En diabetes del tipo 1, las células beta del cuerpo se destruyen totalmente o parcialmente y dejan así de producir la insulina. La presencia de autoanticuerpos es un señal que la destrucción ha comenzado y es un precursor a la enfermedad.

Los resultados del estudio no mostraron ninguna relación entre la vacunación y un riesgo creciente de desarrollar autoanticuerpos o la diabetes del tipo 1. Por el contrario, en Finlandia, menos niños desarrollaron autoanticuerpos después de ser vacunada, y los resultados incluso indicaron un riesgo reducido de diabetes del tipo 1.

“Es interesante cómo los resultados difieren entre Suecia y Finlandia. Hace que usted se pregunta si vacunaciones anteriores de la gripe dadas a los niños Finlandeses pudieron haber ayudado a darlos aumentaron la protección”, dicen Helena Elding Larsson.

Varios estudios anteriores han indicado que el número de pacientes con diabetes del tipo 1 pudo haber aumentado puesto que ocurrieron las vacunaciones. Se han preguntado Estos estudios mientras que la variante genética requerida para el narcolepsy protege contra la diabetes autoinmune del tipo 1. Sin Embargo, un estudio anterior ha mostrado que en un grupo determinado de niños bajo edad de tres con una variante genética específica, el riesgo de desarrollar la diabetes que recibía la vacuna fue reducido después. Una suposición es que la vacuna pudo haber demorado el inicio de la diabetes del tipo 1 en este grupo determinado de niños. Sin Embargo, estos estudios conducto poco después de que las vacunaciones fueron dadas, y examinaron solamente el número de pacientes que hicieron enfermedad y no la presencia de autoanticuerpos.

“Tarda varios años para desarrollar la diabetes del tipo 1, y los autoanticuerpos ocurren mucho antes de que la enfermedad real, que es porqué es posible que cualquier reducción o aumento en la enfermedad se pudo haber faltado”, dicen Helena Elding Larsson, agregando que éste es el primer estudio para investigar la presencia de autoanticuerpos en relación a la vacuna de Pandemrix.

Finlandia tiene el índice más alto de diabetes autoinmune del tipo 1 en el mundo, seguido por Suecia. El estudio comprende a 3 401 niños de Suecia y de Finlandia que sean parte del supuesto estudio del PELUCHE, y conducto en 2016, es decir por lo menos seis años después de que las vacunaciones fueron administradas. Vigilan a los niños en el estudio del PELUCHE de nacimiento hasta que giren 15.

“Necesitamos conducto otros estudios para investigar los lazos entre las infecciones de la gripe, vacunaciones y el revelado de autoanticuerpos”, dice Helena Elding Larsson.

Fuente: http://www.lunduniversity.lu.se/article/the-risk-of-type-1-diabetes-not-increased-by-swine-flu-vaccine-pandemrix