Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

El estudio revela que los 64% de mujeres embarazadas sufren de insomnio en el tercer trimestre

Un estudio llevado por la universidad de Granada, en la cual el servicio médico andaluz (SAS) y los investigadores de la universidad de Jaén han participado, revela que los 64% de mujeres embarazadas sufren de insomnio en el tercer trimestre del embarazo. Esta figura es diez veces más arriba que eso para las mujeres que sufren de insomnio antes del embarazo (el 6%).

El estudio de la investigación fue publicado recientemente en el gorrón europeo prestigioso de la obstetricia y ginecología y biología reproductiva. 486 mujeres embarazadas sanas de Granada, de Jaén, de Huelva y de Sevilla que habían asistido al servicio médico andaluz (SAS) antes de la 14ta semana del embarazo (primer trimestre) participaron en el estudio. Los efectos del embarazo sobre estas mujeres fueron vigilados en los tres trimestres.

Los resultados revelan que los 44% de mujeres embarazadas sufren de insomnio en el primer trimestre del embarazo, que aumenta hasta el 46% en el segundo trimestre y el 64% en el tercer trimestre. Éstas son las cifras muy elevadas que, según los autores de la investigación, alinean la necesidad de una “aproximación sistemática a este problema.”

El Dr. María del Carmen Amezcua Prieto, uno de los investigadores detrás del estudio y de un conferenciante en el departamento del remedio preventivo y la salud pública de la universidad de Granada, explica eso: “Aunque es bien sabido que los problemas preexistentes del sueño empeoran y las nuevas entregas se presenta con frecuencia durante embarazo, hay una tendencia de asumir que las dificultades relacionadas con conseguir dormir y sueño restaurativo que mantiene son fenómenos característicos del embarazo y que deben ser aguantadas.”

Sin embargo, el Dr. Amezcua Prieto señala eso: “Esto ocurre probablemente porque el sistema de la salud no da importancia a la entrega durante la supervisión de embarazos, al punto donde la Organización Mundial de la Salud (WHO) ni siquiera aborda la aplicación el sueño en sus directrices sobre ofrecer cuidado a las mujeres embarazadas.”

problemas Insomnio-relacionados

El insomnio causa problemas numerosos. Afecta a la calidad de vida de mujeres embarazadas, que aparte de ser de la gran importancia por sí mismo, está también un factor de riesgo para la tensión arterial y pre-eclampsia alto, diabetes gestacional, depresión, nacimiento prematuro y las secciones cesarianas imprevistas. Por lo tanto, la entrega se debe abordar sistemáticamente.

El del Rosario Román Gálvez, uno de María de los otros investigadores detrás de este proyecto ambicioso, advierte que cada aspecto del sueño de la noche y de su impacto en el funcionamiento del d3ia se deba dirigir para estudiar insomnio efectivo.

“Los resultados de nuestros cambios importantes de la demostración del estudio en la fragmentación del sueño (las mujeres de las épocas despiertan durante la noche y cuánto tiempo tirante despiertas), así como en somnolencia diurna. También demuestra que la frecuencia y la intensidad de la fragmentación del sueño continúan aumentar mientras que progresa el embarazo. Asimismo, el embarazo también complica la inducción del sueño (el tiempo que toma para que se caiga un individuo dormido) y la duración del sueño. Es importante tener en cuenta estos aspectos para abordar correctamente el problema usando tratamientos no-farmacológicos”, las notas del investigador de UGR.

Los factores asociados a insomnio también eran analizados como parte del proyecto. Puntos culminantes de profesor Aurora Bueno Cavanillas eso: “Aunque puede parecer obvio, el factor más importante es insomnio pre-gestacional, dado que es fundamental a la prevención y subraya la importancia de descubrir insomnio antes de embarazo y en todos los escenarios de él.” El estudio también reveló que otros factores, tales como obesidad e independientemente de si las mujeres han tenido ya niños, puede tener un impacto en configuraciones durmientes.

Pasado, el estudio ilustra que la práctica regular del ejercicio físico moderado o intenso durante embarazo protege a mujeres contra insomnio embarazo-relacionado, “esto es tan otra razón de ascender actividad física durante embarazo”.

Fuente: https://www.ugr.es/en/about/news/64-women-suffer-insomnia-late-pregnancy