Estudio: Los anticuerpos contra fiebre hemorrágica desarman dos virus de la misma familia

Los virus de la fiebre hemorrágica, nombrados tan para que su capacidad induzca la extracción de aire masiva, y a veces fatal, interna, capturaron la atención del mundo durante el brote de Ebola de 2014-2016 en las Áfricas occidentales.

Pero la alta mortalidad, las configuraciones estacionales y geográficas volubles estos patógeno, compuestas por una falta de terapias preventivas, han frustrado esfuerzos de la salud científica y pública de evitar los brotes para lejos más de largo que las epidemias recientes.

La búsqueda final de esos esfuerzos es desarrollar una vacuna universal que los trabajos contra virus múltiples y diseñar otras terapias del anticuerpo del amplio-espectro para tratar rápidamente ésos infectaron ya.

Ahora, en un estudio pequeño pero illuminating, los científicos de la Facultad de Medicina de Harvard denuncian que los anticuerpos hechos en respuesta a una vacuna contra un virus de la fiebre hemorrágica--Junin--puede desarmar con éxito a uno de sus primos, Machupo, para el cual no hay actualmente vacuna. Los experimentos conducto in vitro usando los anticuerpos obtenidos de un beneficiario vaccíneo.

Aunque estén limitados a dos virus a partir de una familia, los resultados fijen el escenario para el diseño de las terapias del amplio-espectro que pueden trabajar contra múltiplo o todas las piezas de una familia viral, a pesar de diferencias importantes en maquillaje molecular, los investigadores dicen.

Las conclusión, publicadas el 14 de mayo en comunicaciones de la naturaleza, emplear partes aislados que la gente y los primates vacunados contra Junin aparecen ser más resistentes a Machupo. El nuevo estudio, sin embargo, proporciona la primera prueba molecular de cuáles hasta el momento han sido observaciones simplemente anecdóticas. También determina un campo común, el sitio conservado en ambos virus que los hace indefensos a los mismos anticuerpos.

“Nuestras conclusión mencionan la posibilidad de tormento de diseñar terapias universales usando los anticuerpos hechos a un virus para el cual haya una vacuna como manera de prevenir o tratar otros virus para los cuales no hay ninguno,” dijo el estudio autor Jonatán mayor Abraham, profesor adjunto de la microbiología y del immunobiology en la Facultad de Medicina de Harvard y un especialista de la enfermedad infecciosa en Brigham y el hospital de las mujeres. “Creemos que nuestros resultados son un paso en esa dirección.”

La necesidad de desarrollar tales terapias, las personas dijeron, es aún más aguda en una era cuando los virus limitados previamente a una región están apareciendo en nuevas áreas geográficas, aprovisionando de combustible grandemente el riesgo para los brotes en nuevas fijaciones.

Junin y Machupo pertenecen a la familia de Arenaviridae, integrada por más de 30 virus. De ésos, cinco se conocen para causar enfermedad humana en Suramérica.

Aunque los virus de otras familias virales pueden causar a veces fiebres hemorrágicas, consideran a las piezas de la familia del Arenavirus los virus verdaderos de la fiebre hemorrágica. Las infecciones que causan son marcadas por daño del vaso sanguíneo y la extracción de aire severa en órganos múltiples. Entre el 15 y 30 por ciento de gente infectada con una estos virus desarrollan síntomas severos y mueren.

Antes del revelado de la vacuna de Junin en los años 80, el virus había causado cerca de 30.000 infecciones sintomáticas en la Argentina. La vacuna, que contiene una forma debilitada del virus, induce inmunidad y la protección de por vida en el cerca de 95 por ciento de la gente que la consigue. Como consecuencia, la incidencia de la fiebre hemorrágica de Argentina disminuyó dramáticamente a partir 2.000 a 50 a 60 cajas al año.

Por la comparación, los brotes causados por Machupo han sido relativamente pequeños y contenidos--enfermo de más poco de 100 personas al mismo tiempo. Entonces otra vez, Abraham señala, encima hasta de los 2014-2016 brotes en las Áfricas occidentales, Ebola había causado también los brotes esporádicos, más pequeños que afectan a docenas a los centenares de gente.

“No podemos prever seguro el comportamiento viral futuro basado conectado más allá de unos,” Abraham dijo. “Esta es la razón por la cual de forma preventiva que desarrolla el tratamiento y de la prevención estrategias es tan cruciales.”

Desde los años 80, los científicos han intentado replegar el éxito de la vacuna de Junin desarrollando una vacuna que actúa contra múltiplo o todos los virus de la misma familia.

Tradicionalmente, los científicos se han dirigido hacia adentro en un uso común prometedor a través de virus relacionados: tienden a utilizar el mismo Gateway en sus ordenadores principal--son los animales o gente--una clase de “llave molecular,” llamó un punto de enlace del receptor de la proteína (RBS), que ajusta en las proteínas superficiales en la célula huesped como una llave en un cierre. El RBS tiende bien-a ser conservado a través de piezas de la misma familia viral porque la evolución desalienta mutaciones frecuentes a una estructura tan crítica para la supervivencia de un organismo.

Durante la última década, los investigadores han trabajado para desarrollar los tratamientos del anticuerpo que imitan el “cierre” de las células huesped pues una manera de engañar el virus en el pensamiento de él ha sujetado a una célula huesped, cuando de hecho, ha puesto el seguro en un anticuerpo que hace incapaz de incorporar y de infectar las células huesped. Pero, al igual que a menudo el caso en el gráfico evolutivo, hay una torsión, Abraham explica.

Como un ordenador principal natural de los virus, o el objetivo, se desarrolla en un cierto plazo, haga tan las huellas, o la configuración, de su llave molecular--el RBS. El cambio asegura la compatibilidad de los virus con el ordenador principal y, en el extremo, la supervivencia de los virus. Los virus limitaron a ciertas regiones geográficas y a los ordenadores principal específicos al shapeshift de esas regiones junto con sus objetivos. Así, las piezas de la misma familia viral que reside en diversas áreas geográficas y expuesta a diversos ordenadores principal tendrán usos comunes y diferencias en su RBS.

“Incluso entre los virus que son relacionados y comparten semejanzas en el maquillaje molecular de sus puntos de enlaces del receptor, usted todavía termina hacia arriba con un grado sustancial de variabilidad,” Abraham dijo.

Esta variabilidad, los investigadores dicen, tienen esfuerzos frustrados de diseñar los anticuerpos protectores amplio-que actúan hacia un virus de la fiebre hemorrágica como manera de desarmar otros.

En el nuevo estudio, sin embargo, los investigadores determinaron una porción minúscula en las llaves moleculares usadas por Junin y Machupo que es idéntico y responde a los mismos anticuerpos, haciendo ambos virus sensibles a la misma vacuna.

Para sus experimentos, las personas comenzaron obteniendo los anticuerpos de una persona que había recibido la vacuna de Junin dos años de anterior. Se centraron en un subconjunto de células inmunes conocidas como células de B de la memoria. Como los protectores a largo plazo de memorias de encuentros virales más allá, estas células salvan los ingredientes y las recetas para hacer los anticuerpos protectores contra estos virus recordados. Cuando estas células encuentran el mismo virus más adelante, sacuden rápidamente lejos la receta y ponen en marcha con la manivela hacia arriba la producción de anticuerpos para desarmar el virus.

Es de estas mismas células que los científicos aislaron varios anticuerpos Junin-específicos desarrollados como resultado de la última vacunación. Después, probaron en la afinidad de estos anticuerpos del laboratorio un plato para atar al RBS del virus de Machupo. Dos del puñado de anticuerpos terminaron encima de atar a él.

Los investigadores utilizaron la cristalografía de la radiografía para establecer claramente la situación exacta y otros detalles moleculares de la acción recíproca entre el RBS viral y los dos anticuerpos. La técnica de la visualización determinó la situación exacta en donde el virus y el anticuerpo cerraron sobre uno otro--una sección genético idéntica compartida por Machupo y Junin. Que, los investigadores dijeron, es el resquicio muy molecular que hace ambos virus vulnerables a los mismos anticuerpos vaccíneos.

Esta parte conservada de las llaves moleculares de los virus es un objetivo prometedor para las terapias del anticuerpo que se convierten contra virus múltiples de la fiebre hemorrágica.

Junin y Machupo son los virus más estrechamente vinculados de la familia del Arenavirus. Sin embargo, más que mitad de su maquillaje molecular de RBS es diferente. Las nuevas conclusión, sin embargo, sugieren que tales áreas comunes de la vulnerabilidad puedan existir entre otras piezas de la familia del Arenavirus.

“Esta aproximación puede desempeñar un papel importante en controlar la infección humana y sus consecuencias más devastadoras--una meta se sigue habiendo evasiva que,” Abraham dijo. “Mientras que conseguimos mejores en nuestra capacidad de dirigirse hacia adentro en piezas progresivamente más minúsculas compartidas a través de todos los virus, podemos comenzar a observar las nuevas terapias precisión-apuntadas diseñadas para trabajar en áreas conservadas a través de especies virales múltiples.”

Fuente: https://hms.harvard.edu/news/silver-bullet