El retiro de la amígdala como niño podía significar riesgo de las infecciones de pecho como adultos

Un estudio grande ha encontrado que el retiro de las amígdalas como niño puede significar que el individuo es más susceptible a las infecciones de pecho como adulto. El estudio apareció en la última aplicación la cirugía de la culata de cilindro y del cuello de la otorrinolaringología del JAMA del gorrón.

Abra la boca que muestra las amígdalas. Haber de imagen: Elena11/Shutterstock
Abra la boca que muestra la amígdala. Haber de imagen: Elena11/Shutterstock

Para este estudio las personas de investigadores de la universidad de Melbourne observaban a 1,2 millones de niños de Dinamarca, bajo edad de nueve. Encontrado que el riesgo de conseguir infecciones superiores de las vías respiratorias triplicó cuando las amígdalas y los adenoides fueron quitados. Este estudio acentuado en la importancia de riesgos a largo plazo de cirugías de la niñez. Siguieron a los niños entre 1979 y 1999. Un total de 60.400 tonsilectomías o adenoidectomies o cirugías combinadas fueron realizados durante este período.

Siguieron a los niños que participaron en el estudio hasta la edad de 30 para determinar sus riesgos para la salud a largo plazo. Según el Dr. Sean Byars del investigador del guía de la universidad de Melbourne, de las amígdalas y de los adenoides desempeñe un papel importante en el revelado inmune de las funciones del niño. Ha habido poca investigación hasta ahora sobre los efectos a largo plazo del retiro de estos órganos en una persona como niño. Las amígdalas y los adenoides previenen el asiento de bacterias y los virus al paso y a los pulmones luchándolos lejos en las entradas por así decirlo, explican a investigadores. Los quitan generalmente cuando los aumentan y están obstruyendo la respiración. En niños con las amígdalas y los adenoides aumentados hay dificultad en infecciones del pecho de respiración, periódico y de las vías respiratorias, tonsilitis, e infecciones de oído central periódicas.

Las personas observaron que mientras que el retiro de las amígdalas triplicó el riesgo de conseguir infecciones superiores de las vías respiratorias tales como rinitis, la bronquitis etc. como adulto, retiro de los adenoides duplicó el riesgo de los niños para conseguir desorden pulmonar obstructor crónico (COPD) como adultos. El riesgo de asma y las pulmonías también fueron aumentados cerca el alrededor 50 por ciento después de estas cirugías, ellos observaron. Los autores declaran que estos resultados, “sugiera que el retiro temprano de la vida [de amígdalas y de adenoides] pueda perturbar ligeramente pero importante los procesos importantes para la salud de la tarde-vida.” El retiro de estos órganos en niñez también fue conectado para pelar y eye problemas de salud conectó especialmente a las alergias, ellos agregó.

Alrededor 48.000 tonsilectomías y adenoidectomies se realizan en Australia y los números son similares en la mayoría de los otros países. Los investigadores declaran que la incidencia de tonsilectomías y los adenoidectomies que son innecesarios han pasado hacia abajo la última década. Los se realizan que se indican hoy en día generalmente en el niño. Los autores sugieren que las opciones a la cirugía sean consideradas en cada caso debido al riesgo del tiempo de la vida que el retiro de estos órganos puede producir. Los “riesgos eran importantes para muchas enfermedades y grande para alguno,” escriben. Otros expertos en archivados han dicho que más estudios en esto son necesarios llegar a una conclusión definitiva. Esto es un estudio importante que declaran, pero los estudios definitivos en futuro serían necesarios antes de que aconsejen los niños no experimentar tonsilectomías y adenoidectomies, cuando necesitaron uno.

Fuente: https://jamanetwork.com/journals/jamaotolaryngology/fullarticle/2683621

Advertisement