El acoso sexual y el asalto pueden tener consecuencias para la salud negativas, estudio de los hallazgos

El movimiento del #MeToo, además de aumentar la percatación, ha proveído de gente una voz para hablar fuera cuando la han perjudicado, se han acosado, o se han asaltado. Un nuevo estudio muestra que no sólo es acoso sexual y asalta hoy altamente frecuente, pero ella puede también tener consecuencias para la salud negativas. Los resultados del estudio serán presentados durante la reunión anual en (NAMS) San Diego, 3-6 de octubre de 2018 de la sociedad norteamericana de la menopausia.

El movimiento del #MeToo comenzado oficialmente en 2007, y fue creado como una manera de demostrar público los problemas dispersos del acoso sexual y del asalto en los Estados Unidos. El movimiento ganó impulso en 2017, en gran parte como resultado de los escándalos alto-publicados de Hollywood y ha seguido siendo fuerte en 2018, forzando vario haber acusado, los individuos destacados que se encenderán o dimite de sus posiciones.

Mientras que estas repercusiones han sido en gran parte positivas, no pueden dirigir las consecuencias a largo plazo que la víctima sufrió. En este nuevo estudio que implicaba a más de 300 mujeres, los investigadores intentaron determinar la incidencia del acoso sexual y del asalto, así como su impacto a largo plazo en la salud de las mujeres. De los participantes del estudio, el 19% denunciaron el acoso sexual del lugar de trabajo, el 22% denunció una historia de la agresión sexual, y el 10% experimentaron ambas exposiciones. De la nota era el hecho de que las mujeres con una historia del acoso sexual eran más probables ser universidad educada, pero tiene mayor deformación financiera.

Observando consecuencias para la salud potenciales, el estudio encontró que el acoso sexual fue asociado a una tensión arterial más alta y mayor probabilidad de la hipertensión, mayores triglicéridos, y clínico una calidad más pobre del sueño. La agresión sexual fue asociada a los niveles de síntomas, de ansiedad, y de calidad depresivos del sueño en los alcances constantes con desordenes clínicos. Además de la presentación de NAMS, los resultados del estudio se están publicando en remedio interno del JAMA.

“Se entiende extensamente que el acoso sexual y el asalto pueden afectar las vidas de las mujeres y cómo funcionan, pero este estudio también evalúa las implicaciones de estas experiencias para la salud de las mujeres,” dice al Dr. Rebecca Thurston, autor importante del estudio y profesor de la psiquiatría, de la psicología, y de la epidemiología en la universidad de Pittsburgh. El Dr. Thurston es también una pieza de la tabla de NAMS de administradores.

“Los resultados de este estudio deben recordar a los proveedores de asistencia sanitaria la necesidad de hacer preguntas y de entender completo sus historias de pacientes al diagnosticar y prescribiendo el tratamiento para los problemas tales como la depresión y trastornos del sueño,” dice al Dr. JoAnn Pinkerton, director ejecutivo de NAMS.

DRS. Thurston y Pinkerton están disponibles para las entrevistas antes de la presentación en la reunión anual.

Fundada en 1989, la sociedad norteamericana de la menopausia (NAMS) es la organización sin ánimo de lucro de cabeza de Norteamérica dedicada a ascender la salud y la calidad de vida de todas las mujeres durante media vida y más allá con una comprensión de la menopausia y del envejecimiento sano. Su calidad de miembro multidisciplinaria de 2.000 líderes en el campo--incluyendo expertos de la ciencia clínica y básica del remedio, del oficio de enfermera, de la sociología, de la psicología, de la nutrición, de la antropología, de la epidemiología, de la farmacia, y de la educación--hace NAMS calificado únicamente para servir como el recurso definitivo para los profesionales de salud y el público para la información exacta, imparcial sobre menopausia y el envejecimiento sano.

Fuente: https://www.menopause.org/docs/default-source/press-release/sexual-harassment-and-assult-impacts-on-health-10-1-18.pdf