Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

ECDC y el WHO liberan los últimos datos sobre epidemia del VIH en la región europea

El centro europeo para la prevención y el mando (ECDC) de la enfermedad y la oficina regional de WHO para la baja de Europa los últimos datos sobre la epidemia del VIH en la región europea, marcando el trigésimo aniversario del Día Mundial del Sida.

Vytenis Andriukaitis, la comisión europea para la salud y la seguridad alimentaria, dijo: “A pesar de nuestros esfuerzos, VIH todavía daña las vidas de tan mucha gente, y causa no sólo mucho sufrimiento y enfermedad, pero también la discriminación y la estigmatización. Se ha hecho mucho progreso, pero todavía hay mucho más que debemos hacer. Necesitamos capitalizar en la capacidad máxima de nuestra junta y acciones continuas, así como colaboración creciente con nuestros socios a través de las bandas si queremos lograr la meta del revelado sostenible de eliminar el VIH - en Europa y por todo el mundo - en 2030. Debemos vencer el estigma de la infección VIH y del tratamiento y continuar nuestros esfuerzos en la disipación de creencias falsas sobre cómo se extienden el VIH y los SIDA. Es importante que nuestras sanidades públicas soporten el acceso fácil y asequible a la prueba y la asistencia médica para los grupos vulnerables a riesgo de la infección VIH”.

“Es una señal importante para la reacción del VIH de Europa que vemos una disminución en nuevas diagnosis del VIH en el UE-EEE. Especialmente puesto que vemos esta caída entre los hombres que tienen sexo con los hombres. Ésta era la única población en el UE-EEE que el constante experimentado aumenta de casos de VIH denunciados durante la última década”, esfuerzo a director Andrea Ammon de ECDC. “Hay varias razones que pueden explicar la disminución a través del UE-EEE. Incluyen programas acertados para ofrecer una prueba más frecuente y apuntada del VIH para ascender diagnosis anterior. Esto permite la articulación rápida al cuidado y al comienzo inmediato del tratamiento del antiretroviral para esa absorción positiva y más amplia probada de la prevención prueba-basada tal como profilaxis de la pre-exposición. Esta disminución también muestra que un foco más fuerte en dirigirse e incluir a las poblaciones vulnerables en la reacción del VIH, de acuerdo con la nueva dirección de la prueba de ECDC, diferencia.”

“Es duro hablar de buenas noticias frente a otro año de números de la gente inaceptable elevados infectada con el VIH. Mientras que los esfuerzos de prevenir nuevas infecciones VIH están mostrando gradualmente signos del progreso, no estamos en el curso para resolver los 90-90-90 objetivos antes del fin de plazo 2020. Mi lamamiento a los gobiernos, a los ministros de Sanidad y a los responsables es intrépido: ahora aumente proporcionalmente su reacción”, dice al Dr. Zsuzsanna Jakab, director regional del WHO para Europa. “Para apoyar a la gente que vive con el VIH y proteger ésos en un riesgo más alto de la infección, necesitamos la acción de la agilización adaptando intervenciones. Esto significa la inversión sabiamente en la prevención, la prueba y el tratamiento determinado en las poblaciones dominantes para terminar el epidemia del sida como prometimos.”

Conclusión dominantes

  • El aumento en las nuevas diagnosis del VIH continuadas para la región europea del WHO en conjunto, pero su paso era más lentos que en años pasados. Una razón de la epidemia persistente del VIH en Europa es que la última diagnosis sigue siendo un reto a través de la región entera. Cada segunda persona diagnosticada con el VIH ha alcanzado ya un escenario avanzado en la infección.
  • Con sobre 130 000 nuevas diagnosis del VIH en 2017, la zona oriental de la región observó un coeficiente de incremento del 68% en 2008-2017, comparada con el 95% en 2007-2016. En la parte central de la región, el aumento era el 121% comparado con 142% respectivamente.
  • De las nuevas diagnosis del VIH en la zona oriental de la región, los 59% se denuncian para ser de transmisión heterosexual. Necesidad de los datos de ser considerado cuidadosamente como ellos dependen de la manera de transmisión denunciada por los individuos.
  • Los hombres están sufriendo desproporcionado del VIH a través de la región entera: los 70% de nuevas diagnosis del VIH están en hombres.
  • En 2017, sobre 25 000 personas fueron diagnosticados con el VIH en 30 de los 31 países del UE-EEE. Esto traduce a una disminución de un índice de 6,9 por la población 100 000 en 2008, a 6,2 por 100 000 en 2017.
  • La disminución total en el UE-EEE resultada sobre todo de una caída del 20% en nuevas diagnosis entre los hombres que tienen sexo con los hombres entre 2015 y 2017, que sigue siendo la manera predominante de la transmisión del VIH (el 38% en 2017) en esta parte de Europa. Había también una reducción en las diagnosis atribuidas a las transmisiones heterosexuales que implicaban a gente de países con epidemias generalizadas del VIH.
  • A pesar de este progreso mensurable en reducir el número de nuevas diagnosis del VIH, los regímenes totales continúan aumentar de cerca de una mitad de países UE-EEE.
  • El número de SIDA encajona continuado disminuir en la región en conjunto. En la zona oriental, la situación ha comenzado a estabilizarse, y numera de las cajas del SIDA entre 2012 y 2017 disminuidas en el 7%.
  • En el UE-EEE, 9 diagnosis del SIDA de 10 (el 89%) suceso en 2017 en el plazo de solamente 90 días de la diagnosis del VIH, indicando que la mayoría de casos del SIDA en el UE-EEE habría podido ser evitada con el diagnóstico precoz.

Porque es mejor saber: perfeccionar la prueba del VIH

Alcanzar y la prueba de ésos a riesgo de la infección con el VIH sigue siendo un reto de la salud pública a través de Europa. Para diagnosticar el VIH temprano, interrumpir cadenas existentes de la transmisión y prevenir otras infecciones, Europa necesita trabajar más de cerca con las poblaciones vulnerables.

La nueva dirección de ECDC en la prueba del VIH integrado y de la hepatitis viral provee de países la última prueba científica de ayudar a desarrollar, a ejecutar, a perfeccionar, a vigilar y a evaluar pautas nacionales o locales y los programas de la prueba para el VIH y la hepatitis viral. Tales programas deben contribuir importante a la eliminación de la hepatitis viral y del VIH como amenazas de la salud pública en 2030 según lo contorneado por las metas del revelado sostenible (SDG).

Mejora de la consolidación política: los cambiadores del juego

El impulso para mejorar la consolidación política para terminar el SIDA nunca ha sido en 2030 tan fuerte en la región europea.

El diálogo ministerial del plan de acción en el VIH ordenado por el WHO en cooperación con el gobierno de los Países Bajos y el programa común de Naciones Unidas sobre HIV/AIDS (UNAIDS) en Amsterdam en julio de 2018, registrado la atención ministerial más alta registrada nunca en tal reunión, con 11 ministros o secretarios de estado de asistencia de la salud. La consolidación firme de los gobiernos expresados participantes para aumentar proporcionalmente esfuerzos de ejecutar el plan de actuación para la reacción del sector de la salud al VIH en la región europea del WHO y de lograr los 90-90-90 objetivos. Como consecuencia, los mapas itinerarios país-específicos están en el revelado para reforzar un orden del día común entre los responsables políticos, los socios, los proveedores de fondos y los ejecutores dominantes.

Otra piedra miliaria reciente hacia SIDA de la conclusión es la posición común de Naciones Unidas respecto a terminar el VIH, la TB y la hepatitis viral con la colaboración intersectorial puesta en marcha en la 73.a sesión de la Asamblea General de Naciones Unidas el 27 de septiembre de 2018. Por primera vez, 14 dependencias de Naciones Unidas han ensamblado fuerzas para terminar las epidemias de las enfermedades contagiosas más mortales de la región europea. La posición común, coordinada por el WHO, es un paso sin precedente al lado de los Naciones Unidas para aumentar proporcionalmente esfuerzos en 2030, según lo exigido por SDG.