El tratamiento hormonal se asoció a la depresión en hombres con el cáncer de próstata

Los hombres que reciben el tratamiento anti-hormonal después que hace su próstata quitar son los 80% más que es probable que sufran de la depresión que los hombres que no reciben este tratamiento. Esto lleva a investigadores a sugerir que los pacientes que reciben terapia de la privación del andrógeno fueran vigilados para la depresión postquirúrgica. Esto se presenta en la asociación europea del congreso de la urología en Barcelona.

Los doctores están siendo cada vez más enterados que para muchos hombres, una diagnosis del cáncer y un tratamiento lleva a la depresión, con suicidio valoran el levantamiento visto desproporcionado para ésos con los cánceres urológicos. Ahora un grupo de investigadores daneses ha mostrado que los hombres que reciben el tratamiento anti-hormonal después de que una prostatectomía radical tenga una tendencia creciente a la depresión.

“El tratamiento hormonal anti se da para controlar el incremento de las células del tumor” dijo al Dr. Anne Sofie Friberg del investigador del guía del Rigshospitalet en Copenhague. “Lamentablemente, hemos encontrado que también está asociado a la depresión.

Los investigadores examinaron los informes médicos de 5.570 hombres del registro danés del cáncer de próstata. Encontraron que 773 de estos hombres fueron tratados para la depresión después de cirugía. Encontraron que los hombres tratados con el remedio anti-hormonal eran 1,8 veces más probables de sufrir de la depresión que los hombres que no recibieron el tratamiento adicional. Los investigadores también verificaron si la radioterapia después de que la prostatectomía radical fuera asociada a la depresión, solamente estos resultados era poco concluyentes.

Anne Sofie Friberg dijo:

“El tratamiento previene la producción de hormonas del andrógeno, como la testosterona. Sabemos de otros estudios que la testosterona inferior puede afectar al bienestar de un hombre, así que puede ser que la limitación de la producción de la testosterona pudiera tener el mismo efecto, quizás especialmente después de una tensión importante tal como tratamiento contra el cáncer.

Es importante observar eso comparada a los hombres sin cáncer de próstata que los pacientes tratados con la prostatectomía en conjunto tienen un riesgo creciente de depresión. Después de cirugía, la disfunción eréctil y la incontinencia urinaria son síntomas frecuentes. En caso de la repetición y del tratamiento hormonal, estos síntomas pueden empeorar y además, la imagen de la carrocería y la baja alteradas de la líbido son comunes. Estos efectos del tratamiento son probables aumentar el riesgo de depresión. También, los niveles inferiores de la testosterona pueden afectar directamente a los centros del humor del cerebro”

Tanto pues el 25% de hombres que experimentan la prostatectomía radical recaerán y se pueden ofrecer el tratamiento hormonal. Estos hombres aparecen estar en un riesgo más alto de desarrollar la depresión una vez que se introduce el tratamiento hormonal. La razón podía ser consecuencia de la cirugía que fallaba, causada directamente por la manipulación hormonal, o ambas.”

Observan que la definición de la depresión - las recetas o remisión del antidepresivo a un departamento psiquiátrico para la depresión - es una limitación posible del estudio (no toda habría buscado el tratamiento, y los antidepresivos se prescriben a veces para otras condiciones). Pero los grandes números en el estudio significan que los resultados son probables ser robustos.

Comentando, el secretario general para la educación, profesor Hendrik Van Poppel (hospitales del adjunto del agua de la universidad del KULeuven, de la Bélgica) dijo:

“Éste es un estudio grande que muestra que el tratamiento contra el cáncer de la próstata puede derramarse encima para causar otras entregas. Necesitamos ser conscientes de este potencial. Pues los urólogos nosotros tienen una responsabilidad de tratar al paciente entero, así que ésta está a favor de una aproximación multidisciplinaria a tratar el cáncer de próstata, y subraya el valor de seguir pautas prueba-basadas para intentar asegurarse de que el paciente recibe cuidado completo”.

Sr. Erik Briers MS PhD (pieza paciente del comité de las pautas del agua sobre cáncer de próstata) dijo:

“Este estudio es muy relevante desde el punto de vista del paciente; muestra otra vez la importancia del tratamiento holístico de los enfermos de cáncer de la próstata y en este tratamiento la importancia de incluir la psico-oncología y a profesionales socios de la psicología. El cuidado para los enfermos de cáncer de la próstata nunca para, las consecuencias puede aparecer muy tarde”.

Fuente: https://uroweb.org/