Gente con dolor de espalda persistente, dolores de cabeza dos veces tan probablemente a sufrir de ambos desordenes

La gente con dolor de espalda persistente o los dolores de cabeza persistentes es dos veces tan probables sufrir de ambos desordenes, un nuevo estudio de la universidad de Warwick ha revelado.

Los resultados, publicados en el gorrón del dolor de cabeza y del dolor, sugieren una asociación entre los dos tipos de dolor que podrían apuntar a un tratamiento compartido para ambos.

Los investigadores de la Facultad de Medicina de Warwick que son financiados por el instituto nacional para la investigación de la salud (NIHR) llevaron una revista sistemática de catorce estudios con un total de 460.195 participantes que tentativa cuantificar la asociación entre los dolores de cabeza persistentes y el dolor de espalda persistente.

Encontraron una asociación entre tener dolor de espalda persistente y tener dolores de cabeza (crónicos) persistentes, con los pacientes experimentando uno típicamente que era dos veces tan probable experimentar el otro comparó a la gente sin dolores de cabeza o dolor de espalda. La asociación es también más fuerte para la gente afectada por jaqueca.

Los investigadores se centraron en gente con la mayoría de los días por lo menos tres meses, y la gente del dolor de cabeza los desordenes crónicos, los que habrán tenido dolores de cabeza en con dolor de espalda persistente que experimenta ese dolor día tras día. Éstos son dos desordenes muy comunes que son causas de cabeza de la incapacidad por todo el mundo.

Alrededor uno en cinco personas tiene dolor de espalda persistente y uno en 30 tiene dolores de cabeza crónicos. Los investigadores estiman que apenas sobre uno en 100 personas (o bastante por encima de medio millón de personas) en el Reino Unido tenga ambos.

En la mayor parte de los estudios encontramos que las probabilidades estaban sobre doble - cualquier manera, usted es alrededor dos veces tan probable tener dolores de cabeza o dolor de espalda crónico en presencia del otro. Cuál es muy interesante porque éstos se han observado típicamente como desordenes separados y después han sido manejados por diversa gente. Pero esto hace que usted piensa que pudo haber, por lo menos para algunas personas, un cierto uso común en qué está causando el problema.”

Profesor Martin Underwood, de la Facultad de Medicina de Warwick

“Puede haber algo en el lazo entre cómo la gente reacciona al dolor, haciendo algunas personas más sensibles a las causas físicas del dolor de cabeza, determinado jaqueca, y las causas físicas en el dorso, y cómo la carrocería reacciona a ésa y cómo usted hace lisiado por él. Puede también haber maneras más fundamentales en cómo el cerebro interpreta señales del dolor, así que la misma cantidad de entrada en el cerebro se puede aserrar al hilo diferentemente por diversa gente.

“Sugiere la posibilidad de un lazo biológico del apuntalamiento, por lo menos en algunas personas con el dolor de cabeza y el dolor de espalda, que podrían también ser un objetivo para el tratamiento.”

Actualmente, hay tratamientos específicos de la droga para los pacientes con jaqueca persistente. Para el dolor de espalda, los focos del tratamiento en ejercicio y la terapia manual, pero pueden también incluir aproximaciones del comportamiento cognoscitivas y el apoyo psicológico se acerca para la gente que es muy lisiada con dolor de espalda. Los investigadores sugieren que esos tipos de sistemas de apoyo del comportamiento puedan también ayudar a la gente que vive con dolores de cabeza crónicos.

Profesor Underwood agregó: “Una aproximación común sería apropiada porque hay tratamientos específicos para los dolores de cabeza y gente con jaqueca. Muchas de las maneras nos acercamos al dolor musculoesquelético crónico, determinado dolor de espalda, estamos con la administración de apoyo ayudando a gente a vivir mejor con su dolor.

“Podríamos considerar los programas del apoyo que se convertían y del consejo que son apropiados para esta población. Y el ser consciente de este lazo tiene el potencial de cambiar cómo pensamos en el manejo de esta gente en NHS sobre una base diaria. Hay una necesidad de doctores y de otros profesionales de la atención sanitaria de pensar que al tratar una entrega para preguntar por la otra y para adaptar el tratamiento por consiguiente. Para la investigación futura, hay probablemente el trabajo que necesita ser hecho para entender cuáles son los mecanismos subyacentes detrás de este lazo.”

Source:
Journal reference:

Vivekanantham, A. et al. (2019) The association between headache and low back pain: a systematic review. Journal of Headache and Pain. doi.org/10.1186/s10194-019-1031-y.