El estudio explora eslabón entre la reproducción y el riesgo de cáncer ayudados de próstata

En un nuevo estudio del registro nacional de la universidad de Lund en Suecia, los investigadores han estudiado el eslabón entre el cáncer de próstata y la infertilidad. El estudio, publicado en British Medical Journal, incluye sobre un millón hombres suecos.

Hombres que buscan la atención sanitaria para la infertilidad y la reproducción ayudada fue mostrada para estar en un riesgo más alto para el cáncer de próstata que los que tenían padres convertidos por medios naturales.”

Yvonne Lundberg Giwercman, profesor de la patología experimental con una especialización en cáncer en la universidad de Lund

La infertilidad y el cáncer de próstata son condiciones esa cada influencia aproximadamente una en cada diez hombres. La investigación anterior que estudiaba el eslabón entre la infertilidad y el cáncer de próstata ha mostrado resultados contradictorios. En este nuevo estudio, los investigadores quisieron comparar el riesgo de desarrollar el cáncer de próstata en tres grupos: los que hacen padres a través de la reproducción de IVF- e ICSI-ayudada y los que tenían niños con el concepto natural.

Los “estudios anteriores han tenido a menudo pequeñas cohortes, tiempos de la continuación del cortocircuito y algunos se han basado en diagnosis uno mismo-denunciadas. En los estudios que han utilizado parámetros de la esperma como marcadores, por ejemplo recuento de espermatozoides y movilidad, para la infertilidad del hombre, hay incertidumbre pues éstos pueden variar en el mismo hombre si están medida en diversas horas y pueden incluso diferir de laboratorio al laboratorio”, Yvonne Lundberg que Giwercman explica.

El estudio fue llevado por Yvonne Lundberg Giwercman y el al-Jebari de Yahia, estudiante del doctorado en remedio reproductivo en la universidad de Lund. Se basa en los datos cerco del registro médico sueco del nacimiento de 2,1 millones de niños que nacieron entre los años 1994 y 2014, que los investigadores después igualaron con datos del registro nacional de la calidad para la tecnología reproductiva ayudada y el registro multigeneración sueco. También estudiaron y enlazaron todos los datos a la información del registro del cáncer, del registro de la educación y de la causa suecos del registro de la muerte. La información de todos los tratamientos de fertilidad en atención sanitaria sueca, soldado y público, al registro de la calidad para la tecnología reproductiva ayudada es obligatoria y por lo tanto esencialmente completo.

Para evitar incluir a padres más de una vez, los investigadores excluyeron a los niños en el registro del nacimiento que no nacían primogénitos. Después de esta eliminación, había un total de 1181490 padres y el mismo número de niños. De estos padres, 20618 tenían niños con la ayuda de la fertilización in vitro (IVF), 14882 con la inyección intracitoplásmica de la esperma (ICSI) y 1145990 vía la reproducción natural.

“Cuando comparamos a estos tres grupos pacientes que notamos que los padres que recibieron el tratamiento de IVF y de ICSI tenían riesgo el 30 y 60 por ciento más alto de desarrollar el cáncer de próstata respectivamente, con respecto a los padres que tenían niños sin la reproducción ayudada. De los hombres que desarrollaron el cáncer de próstata había 76 quién fueron tratadas con IVF, 54 con ICSI y 3216 quién tenían niños vía la reproducción natural”, dice el al-Jebari de Yahia, primer autor del estudio.

Los hombres que recibieron tratamientos de la infertilidad también tenían un riesgo más alto (IVF 1,33 e ICSI un riesgo 1,64 veces más alto) del cáncer de próstata que se convertía en una edad relativamente joven (más joven de 55 años), que ésos sin la reproducción ayudada.

El estudio no incluyó datos sobre los hombres en absoluto quienes no manejó hacer padres durante el plazo, y los investigadores no podían enlazar los datos a los valores del PSA. Yvonne Lundberg Giwercman dice que sus resultados son importantes para que la atención sanitaria sea más completos en el seguimiento de los hombres que reciben la reproducción ayudada. Los estudios posteriores de la recepción de los investigadores para explorar el riesgo de cáncer de próstata en los hombres tratados para la infertilidad. Estudios en las ventajas y la eficacia de la investigación del PSA para este grupo de riesgo igual que qué se ofrece actualmente a otros grupos de alto riesgo, e.g cuando hay una predisposición genética.

Para los estudios del registro, los registros nacionales de la calidad están de gran valor, y de una fuente fiable pues son extensos y tienen continuaciones a largo plazo. A pesar de eso los investigadores en este estudio no podían probar las causas del eslabón y no tenían datos del PSA, Yvonne Lundberg Giwercman dice que los resultados indican que los hombres estériles son un grupo de alto riesgo para el cáncer de próstata y que la prueba del PSA está según lo alineado para esta categoría paciente en cuanto a cualquier otro grupo de alto riesgo.

“En el futuro, quisiéramos hechar una ojeada a una mirada más atenta el riesgo para el cáncer durante un periodo de tiempo más largo que posible en este estudio, como ICSI ha existido solamente como método desde los años 90. También sería interesante investigar factores tales como aspectos socioeconómicos, salud y los factores de la forma de vida en los hombres que buscan la reproducción ayudada”, dicen a Yvonne Lundberg Giwercman.

Source:
Journal reference:

Al-Jebari, Y. et al. (2019) Risk of prostate cancer for men fathering through assisted reproduction: nationwide population based register study. BMJ. doi.org/10.1136/bmj.l5214.