El estudio muestra cómo las configuraciones de consumición reprograman metabolismo circadiano en el hígado

El alcohol de consumición es un hábito disperso en sociedad moderna y puede tener consecuencias metabólicas serias. Los estudios recientes han destapado la interacción entre la nutrición, el metabolismo y los ritmos circadianos. Pero, hasta ahora, poco se ha hecho para entender los efectos del consumo del alcohol sobre metabolismo circadiano.

La adaptación metabólica del estudio, titulado, “distinto de los caminos circadianos del hígado a las configuraciones agudas y crónicas de la admisión del alcohol,” fue publicada hoy en procedimientos de Academias de Ciencias nacionales.

Para el estudio, los investigadores utilizaron ratones para analizar los efectos de la borrachera y de la exposición crónica al etanol. Revelaron eso que las configuraciones de consumición distintas sacan efectos profundo diversos con los caminos celulares distintos, llevando a la adaptación diferenciada del metabolismo circadiano hepático.

Nuestros resultados mostraron cómo las configuraciones de consumición reprogramaron metabolismo circadiano en el hígado. Entendiendo cómo el proceso circadiano está implicado en enfermedad del higado alcohólica, podemos comenzar a apuntar la terapéutica circadiana para desarrollar mejores tratamientos.”

Pablo Sassone-Corsi, director del centro de la Facultad de Medicina de UCI para Epigenetics y metabolismo y autor mayor del estudio

En estudios anteriores, Sassone-Corsi examinó cómo los relojes circadianos se pueden telegrafiar de nuevo por los factores tales como la privación, la dieta y el ejercicio del sueño. Él también ha descubierto que el reloj circadiano en el hígado tiene funciones intrínsecas que sean independientes de otros órganos en la carrocería, incluyendo el cerebro.

Este estudio subraya el eslabón entre los ritmos circadianos y el metabolismo del alcohol. Cuando está consumido, el alcohol se metaboliza sobre todo en el hígado y es un factor de riesgo prominente para el revelado de ALDs que incluyan hepatitis, cirrosis y el cáncer de hígado alcohólicos, entre otros.

Source:
Journal reference:

Gaucher, J., et al. (2019) Distinct metabolic adaptation of liver circadian pathways to acute and chronic patterns of alcohol intake. PNAS. doi.org/10.1073/pnas.1911189116.