Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

El donante de un tiro del ketamine podía ayudar a bebedores pesados a reducir la admisión del alcohol

Una dosis única del ketamine podía ayudar a bebedores pesados a reducir su admisión del alcohol, encuentra un nuevo estudio experimental de UCL.

El donante de un tiro del ketamine a los bebedores pesados después de reactivar sus memorias beber-relacionadas llevó a una disminución rápida de impulsos de beber y a una disminución prolongada de la admisión del alcohol durante nueve meses, según el estudio publicado de comunicaciones de la naturaleza.

Encontramos que los bebedores pesados experimentaron una mejoría a largo plazo después de un tratamiento experimental muy rápido y simple.

El autor importante del estudio, el Dr. Ravi Das (unidad clínica de la psicofarmacología de UCL)

Los investigadores intentaban voltear las memorias maladaptive de la recompensa que son centrales drogar y adicción al alcohol.

El “aprendizaje está en el corazón de porqué la gente hace adicta a las drogas o al alcohol. Esencialmente, la droga secuestra el sistema de recompensa-aprendizaje integrado del cerebro, de modo que usted termine hacia arriba la asociación de “gatillos ambientales” a la droga. Éstos producen un deseo exagerado de tomar la droga, el” Dr. Das explicaron.

“Lamentablemente, una vez que se establecen estas memorias de la recompensa, es muy difícil volver a aprender asociaciones más sanas, pero es vital para prevenir recaída.”

El estudio implicó a 90 personas con el comportamiento de consumición dañino, que toda la cerveza preferida. Eran bebedores pesados, pero no tenían una diagnosis formal del desorden del uso del alcohol y no habían buscado el tratamiento. Por término medio, bebían 74 unidades de alcohol por semana, equivalentes a áspero 30 pintas de cerveza - cinco veces el límite recomendado.

Dieron un cristal de cerveza, y los informaron los participantes podrían beberlo después de acabar una tarea. Valoraron su impulso de beber y fueron mostrados imágenes de la cerveza y de otra las bebidas, mientras que valoraban su placer anticipado, así extrayendo las memorias de la recompensa que rodeaban la consumición de la cerveza. En el primer día del estudio, para establecer sus impulsos de consumición de la línea de fondo, entonces fueron permitidos beber la cerveza, pero en el segundo día, la cerveza fue llevada inesperado de ellos.

Inesperado quitando una recompensa anticipada se sabe para ser factor clave a desestabilizar una memoria extraída de la recompensa. El cerebro entonces experimentaría típicamente un proceso activo re-para estabilizar y para salvar la memoria. Sin embargo, el ketamine previene este proceso del realmacenamiento de la memoria cegando un receptor en el cerebro que es memorias necesarias del restabilise.

En el día dominante, una mitad de los participantes del estudio fue dado una infusión intravenosa del ketamine después de que la cerveza fuera llevada de ellos. Dieron otro grupo una infusión de un placebo, mientras que el otro tercero fue dado el ketamine, pero sin previamente la realización de la tarea de consumición de la extracción de la memoria.

El método aparecía ser acertado, como sobre una continuación de diez días, la gente que fue dada ketamine combinado con la extracción de la memoria mostró reducciones importantes en su impulso de beber, bebió menos alcohol y bebió en menos días que los otros participantes del estudio. Cuando estaban dados una pequeña muestra de la cerveza, tenían menos impulso de beberlo, gozado le menos y tenían menos deseo de continuar el beber que los otros grupos.

El efecto fue sostenido sobre una continuación de nueve meses; mientras que los tres grupos disminuyeron su consumición a un cierto grado, ésos dados la extracción del ketamine + de la memoria tenían una mejoría inicial mucho más pronunciada y una mayor mejoría total en un cierto plazo. La gente que fue dada la extracción del ketamine + de la memoria partió en dos su consumo semanal medio del alcohol durante los nueve meses.

Solamente los dos grupos dados el ketamine mostraron una reducción estadístico importante en volumen de consumición, y solamente el ketamine + el grupo de la extracción de la memoria redujeron importante su número de días de consumición, y comportamiento bingeing.

Los investigadores también conducto análisis de sangre, y encontraron que el tratamiento era más efectivo en la gente donde estaba el más fácilmente disponible el ketamine de su sangre, sugiriendo que una dosis más alta pudo haber llevado a la mayor mejoría en algunas personas.

“Ésta es una primera demostración de una aproximación muy simple, accesible, esperamos tan que con más investigación en la optimización del método, esto se podría girar en un tratamiento útil para la consumición excesiva, o potencialmente para otras drogadicciones,” dijo al Dr. Das.

Los investigadores advierten que el estudio es experimental y no es una juicio clínica. La investigación adicional es necesaria optimizar el método de tratamiento y determinar a quién podría beneficiarse, y la supervisión del especialista todavía sería requerida pues el tratamiento puede no ser recomendable para la gente con algunas condiciones.

Mientras que pensó a menudo en como tranquilizante del caballete o una droga del destacamento, el ketamine es también de uso general clínico como un sedativo o analgésico y es un remedio esencial en NHS y global.

Profesor mayor Sunjeev Kamboj (unidad clínica del autor del estudio de la psicofarmacología de UCL) dijo:

El Ketamine es un medicamento seguro, común que se está explorando para las aplicaciones psiquiátricas múltiples, incluyendo la depresión, mientras que otros investigadores también están explorando otras maneras que podría ayudar con la consumición del problema. Una ventaja a nuestro estudio, junto al efecto pronunciado, a largo plazo sobre la consumición, es que tiene sobre la base de una comprensión fuerte de cómo la droga está trabajando en el cerebro para lograr su efecto.

Source:
Journal reference:

Das, R. K. et al. (2019) Ketamine can reduce harmful drinking by pharmacologically rewriting drinking memories. Nature Communications. doi.org/10.1038/s41467-019-13162-w