Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

El nuevo estudio compara calidad del sueño entre posmenopáusico y pre/las mujeres perimenopausal

El valor del sueño de las buenas noches no puede ser subestimado. Lamentablemente, las denuncias del sueño son comunes durante la transición de la menopausia.

Un nuevo estudio de Canadá comparó calidad del sueño, la duración del sueño, y trastornos del sueño entre posmenopáusico y pre/las mujeres perimenopausal y postmenopause creciente documentado de los problemas del sueño.

Los resultados del estudio se publican el hoy en línea en menopausia, el gorrón de la sociedad norteamericana de la menopausia (NAMS).

Los trastornos del sueño son una de denuncias mas comunes durante menopausia, afectando al 40% al 60% de mujeres perimenopausal y posmenopáusicas.

No sólo empeoran la calidad de vida de una mujer, pero también pueden llevar a los problemas de salud importantes tales como enfermedad cardiovascular, diabetes, depresión, y ansiedad.

Los trastornos del sueño específicos múltiples son también relativos a la edad, incluyendo apnea de sueño obstructor, los movimientos periódicos del tramo durante sueño, comportamiento rápido del sueño del movimiento de los ojos, y cambio en el ciclo normal del sueño.

Aunque los estudios múltiples hayan examinado ya problemas relativos a la edad del sueño, pocos consideraban el efecto del estado de la menopausia.

Este nuevo estudio que implicaba a más de 6.100 mujeres canadienses intentadas para demostrar cómo el sueño fue afectado como mujer progresó en la transición de la menopausia.

Los investigadores confirmaron que, comparado con las mujeres premenopausal y perimenopausal, las mujeres posmenopáusicas requeridas más hora de caerse dormido (superior al minuto 30) y eran más probables sufrir de desorden del insomnio del sueño-inicio y de apnea de sueño obstructor.

Los resultados del estudio aparecen en efectos del artículo los “de la menopausia sobre calidad y trastornos del sueño del sueño: Estudio longitudinal canadiense en el envejecimiento.”

Este estudio destaca eslabones entre la menopausia e insomnio y apnea de sueño obstructor. Dado las asociaciones sabidas con una salud más pobre, los problemas del sueño se deben determinar y abordar en mujeres menopáusicas.”

El Dr. Stephanie Faubion, director médico, NAMS