Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Los investigadores investigan cómo el trauma temprano de la vida contribuye al desorden neurológico funcional

En individuos con desorden neurológico funcional (FND), el cerebro aparece generalmente estructural normal en exploraciones clínicas pero funciones de MRI incorrectamente (relacionado con programas informáticos que se estrellan), dando por resultado los pacientes que experimentan síntomas incluyendo la debilidad del limbo, el temblor, anormalidades del paso y capturas no-epilépticas. En algunos casos, el maltrato de la niñez puede haber sido un factor que contribuye, con todo los eslabones entre los factores de riesgo tales como abuso de la niñez y los mecanismos del cerebro para el revelado de FND siguen siendo mal entendidos.

En un nuevo estudio publicado en psiquiatría molecular, los investigadores llevados por los investigadores en el Hospital General de Massachusetts (MGH) examinaron los cerebros de los individuos que experimentaron trauma de la temprano-vida, algunos con FND y otros sin la condición. Las conclusión pueden ofrecer una mejor comprensión de qué suceso en los cerebros de algunos pacientes con FND, así como ésos con otros desordenes trauma-relacionados del cerebro.

En el estudio de 30 adultos con FND y de 21 individuos cuyas diagnosis de la depresión clínica servidas como mandos, algunos de los participantes en ambos grupos había experimentado el maltrato de la temprano-vida, según lo determinado a través de los cuestionarios. En pacientes de FND solamente, las diferencias en la severidad de los abusos físicos de la niñez correlacionaron con diferencias en conexiones entre ciertas regiones del cerebro--por ejemplo, entre las regiones límbicas que controlan emociones, despertar e instintos de la supervivencia entre otras funciones, y la corteza de motor primaria que está implicada en movimientos voluntarios.

El motor y los circuitos límbicos fueron interconectados más fuertemente en individuos con FND que denunciaba una mayor severidad de los abusos físicos de la niñez.”

Ibai Díez, doctorado, autor importante, profesor investigador mayor en neurología y radiología en MGH

Esto que encuentra puede llevar a los discernimientos potencialmente importantes en los mecanismos plásticos del cerebro implicados en ascender diafonía creciente entre los circuitos de mando de motor y la emoción que tramitan los circuitos.

En evaluaciones adicionales, investigadores examinados cómo la expresión de genes en a público - el conjunto de datos disponible del instituto de Allen se relacionó con las áreas del cerebro que mostraban los efectos plásticos prominentes correlacionados al grado de abusos físicos de la temprano-vida en pacientes con FND. Como fondo, algunos genes en la literatura se han mostrado al riesgo del aumento para desarrollar desordenes del cerebro después de experimentar el maltrato de la temprano-vida. Los investigadores encontraron que las áreas del cerebro que mostraban la reorganizaci n funcional prominente en pacientes con FND eran las mismas áreas del cerebro que expresaban altamente los genes implicados en el revelado del neuroplasticity y de sistema nervioso.

“Nuestro estudio tiene implicaciones potenciales con respecto a nuestra comprensión de los lazos del cerebro-trauma no sólo en pacientes con FND pero también a través del mayor espectro de los desordenes trauma-relacionados del cerebro,” dijo autor a David mayor Pérez, Doctor en Medicina, MMSc, director del MGH FND clínico y programas de investigación.

Pérez esfuerzo que aunque el maltrato de la niñez pueda ser un factor de riesgo para el revelado de FND en algunos individuos, hay muchos factores sociales, ambientales, y biológicos esa influencia probable el revelado de FND más adelante en vida.

“Más trabajo es necesario entenderlo cómo los mecanismos del cerebro que son la base de FND en ésos sin el maltrato prominente de la niñez pueden ser el lo mismo o diferentes que esos individuos con FND con una alta carga de la adversidad de la niñez,” dijo.

Source:
Journal reference:

Diez, I., et al. (2020) Early-life trauma endophenotypes and brain circuit–gene expression relationships in functional neurological (conversion) disorder. Molecular Psychiatry. doi.org/10.1038/s41380-020-0665-0.