Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

El tratamiento antioxidante en recorrido isquémico agudo podía demorar inicio de la demencia clínico pública

Estamos haciendo frente actualmente a una epidemia de la demencia, con las apreciaciones mostrando que en 2050 aproximadamente 131 millones de personas de serán afectados. Cada 7 segundos diagnostican a un paciente por todo el mundo. Porque las formas comunes de la demencia ocurren en el mayor, demorar el inicio o el empeoramiento de la debilitación cognoscitiva podría traducir a una reducción importante de la incidencia de la enfermedad. Las apreciaciones han mostrado que del gran número de casos preveídos en 2050, áspero 23 millones podrían ser evitados si el inicio de la enfermedad se podría demorar por 2 años. A pesar de la ambición para determinar una terapia de modificación de la enfermedad o una vulcanización para la demencia fijada en 2025 por la cumbre de la demencia G8 en 2013, las conclusión no son hasta ahora muy encouraging.

Hasta la fecha está creciendo el prueba de la asociación de los factores de riesgo vasculares como la hipertensión, los niveles ricos en colesterol o la diabetes mellitus con la debilitación y la enfermedad de Alzheimer cognoscitivas. Lamentablemente, simple el manejo de estos factores de riesgo tenía poco efecto en reducir la incidencia de la demencia. Estos factores, sin embargo, aumentan fuertemente el riesgo de un paciente para sufrir un recorrido isquémico y el recorrido del incidente duplica aproximadamente el riesgo de demencia. Del estudio del ahorrador nos publicó en 2006 saben que eso “cada hora sobre la cual el tratamiento no puede ocurrir el cerebro pierde tantas neuronas como hace en 3,6 años de envejecimiento normal”.

Estas bajas neuronales ocurren con necrosis isquémica en la base del infarto, pero se pueden prolongar hasta 2 semanas después del insulto isquémico en el área penumbral que rodea la base isquémica a través de otro tipo de baja de la célula, a saber apoptosis. En la iniciación de especie oxidativa del apoptosis tenga un papel principal. Varios autores han mostrado aumentos constantes en la tensión oxidativa después de un recorrido isquémico. Como los autores señalados en un estudio anterior, la tensión oxidativa aumenta principal después del recorrido cardioembolic, seguido en el recorrido lagunar, con una explosión menos prolongada de la generación de especie oxidativa que sigue el recorrido trombótico.

Hay un considerable recubrimiento entre la patogenesia tensión-inducida oxidativa en recorrido isquémico y enfermedad de Alzheimer incluyendo la disfunción mitocondrial (las mitocondrias que son los generadores principales de la energía en las células), sobrecarga del calcio de las células, activación de diversas enzimas destructivas al lado de exceso del calcio intracelular, transcripción y expresión aberrante del gen, inducción de autophagy (un proceso por el cual las células degradan sus propias proteínas y organelos citoplásmicos) y activación de reacciones inflamatorias.

A pesar de resultados prometedores de moléculas antioxidantes en los modelos animales del recorrido isquémico, las juicios clínicas humanas eran posiblemente decepcionante debido a la última administración y a la selección incorrecta de pacientes. Sin embargo, en un estudio publicado en 2019, el edaravone (una molécula antioxidante) dado dentro 48 horas después de que la revascularización endovascular en recorrido isquémico agudo fue asociada a mayor independencia funcional en el licenciamiento del hospital, una mortalidad más inferior del en-hospital y redujo hemorragia intracraneal después de la admisión en un estudio que alistó sobre 10.000 pacientes. Más recientemente en un parte presentado en la conferencia internacional 2020 del recorrido, el nerinetide o NA1, una molécula que reduce el óxido nítrico endógeno (también una especie oxidativa) generado dentro de la célula durante isquemia, perfeccionada el resultado de los pacientes isquémicos del recorrido que experimentaron thrombectomy endovascular. Lamentablemente, NA1 obró recíprocamente con el alteplase, limitando su eficiencia en los pacientes que también thrombolysed.

Los antioxidantes se han evaluado también en los pacientes que sufrían de las enfermedades degenerativas, enfermedad de Alzheimer incluida, con resultados prometedores en los modelos animales pero resultados poco concluyentes en juicios clínicas. Las estrategias terapéuticas son obstaculizadas por el bivalente de especies oxidativas en el organismo. Por un lado, la producción creciente del ROS contribuye a las condiciones crónicas relativas a la edad y en la otra, función de la especie del oxidante como las moléculas de la transmisión de señales en los caminos que son críticos para la supervivencia de la célula. Sin embargo, sobre la base de las pruebas que obligan de la implicación de la tensión oxidativa en patogenesia del ANUNCIO y del papel fundamental de mitocondrias, las moléculas que actúan como los antioxidantes mitocondria-apuntados muestran promesa en los modelos animales de enfermedades neurodegenerative, perfeccionan la función mitocondrial después de isquemia/de la reperfusión coronarias en ratas, y algo se han convertido ya en las drogas usadas en las juicios clínicas en tipo - 2 pacientes diabéticos.

Debido a la implicación de la tensión oxidativa en la génesis de la patología del ANUNCIO, los autores presumen eso con el envejecimiento, en presencia de factores de riesgo vasculares establecidos, y posiblemente con una contribución genética, la patología del ANUNCIO se convierte despacio sin la debilitación cognoscitiva clínico pública. Sin embargo, después de que un recorrido allí sea una explosión súbita en la tensión oxidativa que acelera la patogenesia de la demencia y lleva a la debilitación cognoscitiva clínico obvia. Si esta hipótesis fuera probada la razón del tratamiento antioxidante que alcanza en recorrido isquémico agudo sería reforzada. Otros estudios en esta dirección con períodos largos de la continuación serían necesarios. No obstante, debido a la altas incidencia e incidencia de la enfermedad, los resultados podían ser rewarding.

Source:
Journal reference:

Jurcau, A & Simion, A (2020) Oxidative Stress in the Pathogenesis of Alzheimer’s Disease and Cerebrovascular Disease with Therapeutic Implications. CNS & Neurological Disorders - Drug Targets. doi.org/10.2174/1871527319666200303121016.