Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Los pacientes sin hogar del ataque del corazón reciben menos tratamiento y son más probables ser readmitidos

La falta de vivienda se ha convertido en un problema de la crisis social y de salud pública en todo el mundo, afectando a la gente de todas las edades. La mayoría del vagabundo está en desventaja con pocos recursos, y puede o no puede tener seguro médico adecuado. La enfermedad mental y el abuso de substancia son entregas comunes en la comunidad sin hogar. La gente que vive en las calles tiene una alta probabilidad de desarrollar enfermedad cardíaca. Con todo ella tiene poca capacidad de tomar cuidado de su salud.

Un nuevo estudio publicado en procedimientos de la clínica de Mayo examinó resultados del en-hospital y 30 índices de la readmisión del día de 3.937 pacientes sin hogar más de 1,5 millones de personas de admitidos para un ataque del corazón. Los investigadores utilizaron dos años de los datos (2015-2016) de la base de datos nacional de la readmisión. Las conclusión muestran que los pacientes sin hogar reciben menos tratamiento y son a menudo más probables terminar hacia arriba readmitido al hospital dentro de un mes.

Las diferencias en configuraciones del cuidado y resultados clínicos entre los pacientes sin hogar y nonhomeless son probables una reflexión de las diferencias en perfil de riesgo en la línea de fondo.”

Mohamad Alkhouli, M.D., cardiólogo de la clínica de Mayo y autor mayor del estudio

Comparado a ésos con la cubierta estable, los pacientes sin hogar admitidos con un ataque del corazón tendieron a ser masculinos, cerca de 10 años de más joven, y tenían menos factores de riesgo tradicionales para la enfermedad cardíaca. Los pacientes sin hogar en el estudio tenían una incidencia más alta de la insuficiencia cardiaca congestiva, de la anemia, de la enfermedad de riñón crónica, y del hígado y de las enfermedades pulmonares. La ansiedad, la depresión, el abuso de substancia y las infecciones VIH eran substancialmente más altos para este grupo, también.

Observando los resultados igualados para cada grupo, los pacientes sin hogar recibieron menos tratamiento en el hospital, como se muestra con un más de tarifa reducida de la angiografía y de la revascularización. La tasa de mortalidad del en-hospital y el costo mediano de la hospitalización eran similares para los desamparados comparado con los pacientes que no eran sin hogar.

Otras diferencias emergieron al comparar el largo del retén y de la readmisión. Los pacientes sin hogar estaban en el hospital más de largo. Con todo eran más probable irse contra consejo médico y ser descargados a un centro de asistencia intermedio. Eran también más probable ser readmitidos. Los 30 regímenes de la readmisión del día difirieron importante, con 22,5% de pacientes sin hogar readmitidos, comparado al solamente 10% de los pacientes que no eran sin hogar. Las causas cardiovasculares eran las razones mas comunes de la readmisión en ambos grupos. Sin embargo, los 18% de pacientes sin hogar fueron readmitidos para las causas psiquiátricas, comparado hasta el 2% de los pacientes que no eran sin hogar.

La “dirección de enfermedad cardiovascular en la población en crecimiento de los desamparados viene con un equipo único de retos,” dice al Dr. Alkhouli. “La alta carga de la enfermedad psiquiátrica entre los desamparados acentúa la necesidad de una aproximación holística de dirigir las necesidades clínicas y sociales de estos pacientes.”