Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Nuevas pautas para mantener los pacientes y a los proveedores de asistencia sanitaria del recorrido seguros de COVID-19

Para mantener los pacientes y a los proveedores de asistencia sanitaria seguros de COVID-19, mientras que ofrecen el tratamiento urgente a los pacientes del recorrido, las precauciones extras se deben tomar, según las nuevas pautas publicadas en el recorrido del gorrón.

Las pautas fueron establecidas por la sociedad de la neurología vascular y Interventional (SVIN).

El profesor del UCLA del Dr. David Liebeskind de la neurología, que es presidente de SVIN y director del centro del recorrido del UCLA, expresó la preocupación que el miedo de COVID-19 puede hacer que los pacientes vacilan buscar el tratamiento en caso de recorrido posible.

La gente está desapareciendo o está teniendo recorridos severos fuera del hospital. Hay mucha gente que no está entrando.”

El Dr. David Liebeskind, profesor del UCLA de la neurología

Demorar el tratamiento por apenas 15 minutos puede hacer un mundo, de diferencia en términos de recuperación del paciente. Con todo el recorrido centra alrededor del parte del país que están tratando a menos pacientes que usuales. Para disminuir la posibilidad de transmitir infecciones entre pacientes en el hospital, las personas de SVIN desarrollaron las pautas basadas en la revista de la investigación publicada, consenso entre neurólogos practicantes y compartieron mejores prácticas.

“Algunas de estas cosas son intuitivas o directo en términos de exposición que disminuye y maximización del uso del equipo protector personal,” dijo al Dr. Liebeskind. Porque los pacientes del recorrido pueden no poder comunicar y describir su historia o síntomas, él dijo, cada paciente debe ser considerado inicialmente para ser positivo para COVID-19.

Según las pautas, una diagnosis definitiva de COVID-19 se debe hacer cuanto antes, como pacientes que prueben la negativa puedan disminuir el uso del equipo protector. Los pacientes que prueban el positivo deben ser colocados en el aislamiento en un cuarto de la presión negativa, cuando están disponibles.

Cualquier prueba que no cambie la estrategia del tratamiento se debe demorar o diferir hasta que se establezca el estado COVID-19, las pautas recomienda.

Los doctores dicen que la telemedicina puede desempeñar un papel monumental en disminuir el número de gente que venga en la exposición directa al paciente. Para una clave aguda del recorrido o del thrombectomy, una persona en el equipo protector puede estar con el paciente, mientras que otra coordina cuidado vía la computador o el teléfono.

La tecnología alejada del tele-recorrido se puede también utilizar para obtener historia, realiza exámenes neurológicos y vigila al paciente después de que se haya tratado el recorrido.

La “telemedicina en neurología se ha desarrollado durante los 10 años pasados para cubrir las necesidades de una consulta,” dijo al Dr. Liebeskind. “En el recorrido, proyección de imagen llega a ser increíblemente importante, y ése se integra también. Podemos hacer el examen muy fácilmente vía la telemedicina, usando un eslabón video en la cabecera paciente. Y, con ese mismo eslabón podemos llegar hasta la información de la proyección de imagen también. En el UCLA, también hemos dedicado los robots que pueden viajar a través del hospital que puede hacer todo el esto.”

Una culata de cilindro CT o la exploración de la tomografía automatizada es típicamente la primera prueba realizada en caso de recorrido. Un pecho CT se puede realizar al mismo tiempo, para verificar los pulmones para saber si hay COVID-19, si éste no demora indebidamente el tratamiento del recorrido. La angiografía es otra técnica de proyección de imagen que permite que los doctores observen los vasos sanguíneos.

“El uso de la proyección de imagen específica se acerca en proyectar terapia endovascular, y la toma de decisión con respecto al uso de la intubación y de la anestesia general, es siempre una decisión médica específica en cualquier ambiente clínico,” el Dr. Liebeskind dijo.

En lo posible, la sedación consciente puede ser una opción a la anestesia general y a la intubación. Esto podría proteger a pacientes contra la intubación innecesaria y conserva los ventiladores mecánicos, él dijo.

Finalmente, después de que el thrombectomy o la cirugía para quitar el coágulo de sangre, doctores deba considerar volver a poner a pacientes de nuevo a centros primarios del recorrido para recuperarse, especialmente para los hospitales abrumó con las escaseces críticas de la base del cuidado o de la Unidad de Cuidados Intensivos. Esto puede ayudar a mantener el acceso del thrombectomy, el Dr. Liebeskind dijo.

“Nuestra capacidad de entregar cuidado completo del recorrido, incluyendo la terapia endovascular para el recorrido isquémico agudo, sigue siendo un recurso valioso intacto para los pacientes por todas partes,” él agregó.

Source:
Journal reference:

Nguyen, T.N., et al. (2020) Mechanical Thrombectomy in the Era of the COVID-19 Pandemic: Emergency Preparedness for Neuroscience Teams. Stroke. doi.org/10.1161/STROKEAHA.120.030100.