Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

¿La deficiencia de la vitamina D aumenta el riesgo COVID-19?

Un nuevo papel publicó en los partes del medRxiv* del servidor de la prueba preliminar en mayo de 2020 las primeras pruebas que la deficiencia de la vitamina D y el tratamiento inadecuado podrían aumentar las ocasiones del positivo de prueba para COVID-19. Esto podía dar forma la manera para revisar a individuos en riesgo de deficiencia de la vitamina D.

Clasificar deficiencia de la vitamina D

El estudio de los investigadores en la Universidad de Chicago observaba sobre a 4.300 pacientes con COVID-19 del cual 499 habían sido probados para los niveles de la vitamina D en el año pasado. De acuerdo con esto, fueron divididos en probable adecuado (el 58%), e incierto deficientes (el 25%), probables (el 16%).

La deficiencia de la vitamina D fue diagnosticada por “el dihydroxycholecalciferol 25 el hydroxycholecalciferol más reciente <20ng/ml o 1,25 <18pg/ml en el plazo de un año antes de la prueba COVID-19.”

Deficiencia de la vitamina D conectada a la prueba positiva COVID-19

Las variables múltiples eran analizadas en este estudio. Los investigadores encontraron a esa gente con deficiencia de la vitamina D en la prueba pasada, y quién no recibió dosis más altas de la vitamina D (que las mantiene deficientes con toda probabilidad), sea mucho más probable ser infectado con el virus que ésos con los niveles probablemente suficientes. Los índices correspondientes de infección eran los 22% comparado con el 12%.

La incidencia de la deficiencia de la vitamina D disminuida con una dosificación más alta de la vitamina D, sino este último no fue conectada a la prueba positiva para COVID-19.

Juicios y meta-análisis anteriores han sugerido ya que la suficiente vitamina D puede prevenir COVID-19. No obstante, este estudio es la conexión directa más temprana entre la deficiencia de la vitamina D y un riesgo más alto de la enfermedad viral. El tratamiento de la vitamina D puede reducir el riesgo de otras infecciones respiratorias también, con los coronaviruses desempeñando un papel determinante en ellos.

El análisis no podido para lanzar hacia arriba una diferencia importante entre los pacientes con los niveles inferiores de la vitamina D en la prueba pasada que eran o no fueron tratados. Por otra parte, el estudio muestra que pocos tales pacientes reciben real altas dosis de la vitamina D. es decir la reluctancia para tratar esta deficiencia son adecuadamente un contribuidor importante a la falla de descubrir una asociación.

Factores que son la base de deficiencia de la vitamina D

La deficiencia de la vitamina D es más común en americanos negros debido a la concentración densa de la substancia química ultravioleta-que ciega en la piel. Puesto que COVID-19 ha afectado a esta comunidad desproporcionado, en términos de enfermedad y muerte, sería sabio ofrecerles la vitamina D que prueba.

Los factores genéticos afectan a la incidencia de la deficiencia de la vitamina D. Esto que encuentra puede indicar un componente hereditario del riesgo para la enfermedad viral. Esto podría ayudar a determinar si probar para COVID-19 entre parientes de la gente que tiene la infección.

Otra pregunta que es planteada por este estudio es si la suplementación de la vitamina D podría reducir la transmisión del virus. La vitamina D es un immunomodulator, actuando a través de las células inmunes naturales llamadas las células dendríticas así como las células de T adaptantes. Esto lleva a una tolerancia más alta del virus de la carrocería así como de la supresión de las reacciones inflamatorias que llevan a la enfermedad sintomática.

Un de alto nivel de la vitamina D se conecta a una reducción en los niveles IL-6, este último que es un cytokine proinflammatory. Esto es un descubrimiento importante puesto que los inhibidores IL-6 son un objetivo importante de la droga para suprimir la tormenta del cytokine que probablemente se conecta a la muerte y a la enfermedad crítica.

La vitamina puede también influenciar el tramitación del cinc, que reduce la réplica del coronavirus. Todas las acciones antedichas son beneficiosas y pueden ayudar a controlar la extensión viral.

Sin embargo, la actividad antiinflamatoria o inmunomodulador de la vitamina D podía también aumentar el número de infecciones asintomáticas, y aumenta así posiblemente el número de gente infectada en el contacto secundario. La ausencia de tos, de fiebre, y de otras manifestaciones previstas podía confundir la entrega aumentando el centro común paciente asintomático. Puesto que esto tiene el potencial de aumentar la extensión de la comunidad, es difícil calibrar el grado de protección en individuos sin deficiencia.

Limitaciones e implicaciones

El estudio tiene sus desventajas. La naturaleza de observación del estudio no permite la conclusión que la deficiencia de la vitamina D cause un riesgo creciente de la infección COVID-19. De hecho, la vitamina D se puede reducir debido a las dolencias múltiples y los factores del comportamiento que reducen muy posiblemente la ocasión del tratamiento adecuado mientras que refuerzan el riesgo COVID-19.

Sin embargo, sigue habiendo las conclusión sin cambiar sobre una amplia gama de otras condiciones y grupos de la misma edad de la enfermedad.

El estudio también examinó a los pacientes que habían recibido la vitamina D2 o el calcitriol. El uso del calcitriol era uno de los factores que ése llevó a una definición de la deficiencia de la vitamina D puesto que es de uso frecuente en pacientes con enfermedad renal o hypoparathyroidism crónica. Cuando se excluyen estos casos, las asociaciones observadas llegan a ser típicamente más fuertes.

Otro factor es la situación y la base del estudio: un gran número de personas con enfermedad crónica, los ayudantes de sanidad, y los americanos negros, en una ciudad septentrional en invierno. Esto predispone a un número de gente más importante con deficiencia de la vitamina D. En otro subgrupo de la población, esto puede ser menos importante en la determinación del riesgo COVID-19.

El caso para la suplementación universal de la vitamina D

Las conclusión son en apoyo de encontrar que un nivel inferior de la vitamina D refuerza el riesgo de COVID-19, pero el tratamiento que dirige adecuadamente la deficiencia reduce el riesgo. Esta conclusión es fortalecida encontrando eso los que fueron tratadas con dosis más altas después que tenían un nivel inferior de la vitamina D en su prueba pasada no estaban en un riesgo más alto. Sus ocasiones eran comparables a las cuya resultados de la prueba e historia pasados del tratamiento sugirió niveles adecuados de la vitamina D a la hora de la prueba COVID-19.

El tipo y la dosificación del tratamiento se relacionan con el índice de deficiencia de la vitamina D, y esto se puede explicar totalmente por la administración de la vitamina D3 en 2000 IU de ≥3000IU. Este lazo muestra que el tratamiento es un factor importante en la determinación de este riesgo.

Por otra parte, el lazo entre los tratamientos para la deficiencia de la vitamina D y el riesgo para COVID-19, y al nivel de la vitamina D y de su deficiencia, es complejo. Subraya la necesidad de realizar los ensayos aleatorizados que pueden establecer la materia con pruebas más importantes a favor o en contra del papel del tratamiento de la deficiencia de la vitamina D en reducir este riesgo.

La importancia de la distancia del social y de la restricción del movimiento en COVID-19 hace las pruebas caseras baratas para la vitamina D aún más valiosas contra la perspectiva de su contribución a decidir al tipo de tratamiento. Por otra parte, la vitamina D se puede dar ciego en 4000IU o 5000IU al día debido a su seguro sabido, mientras no conozcan a la persona para tener ninguna contraindicación a este suplemento.

Lógicamente, el efecto preventivo del tratamiento de la vitamina D sería el más importante entre los que tienen niveles bajos de la vitamina de la sol. A pesar de esta expectativa, los investigadores están a favor de la suplementación para estar disponibles para todos, y si procede, para probar dirigida en los grupos de alto riesgo que son probables tener niveles deficientes de la vitamina D y/o para COVID-19.

Éste es el más posible considerando que los suplementos de la vitamina D son muy seguros, las pruebas COVID-19 se limita incluso hoy, las pruebas son costosas y los niveles de la vitamina D fluctúan con las estaciones debido a la exposición variable a los rayos ultravioletas fuertes necesarios para convertir el profármaco a su forma activa.

El tipo de análisis realizado aquí es muy simple y se presta a otras situaciones, con cada probabilidad de lograr conclusiones similares. Esto está especialmente tan porque la deficiencia de la vitamina D es tan frecuente en la población americana, y determinado en la gente oscuro-pelada, más viejos individuos, y ésos viviendo en clínicas de reposo.

Dado estas conclusión, los investigadores recomiendan “el tratamiento desplegado de la vitamina D del población-nivel y prueba y evaluación de los efectos de esas intervenciones,” debido a la posibilidad fuerte que la deficiencia de la vitamina D aumenta el riesgo COVID-19. Esto se debe, por lo tanto, seguir con más estudios inmediatamente para entender si las dimensiones positivas de aumentar niveles de la vitamina D en gente deficiente ayudarían a reducir el número de los nuevos casos COVID-19. Las intervenciones en grande tuvieron como objetivo a la gente at large, así como las intervenciones grupo-específicas de alto riesgo, deben ser dadas prioridad.

Advertencia *Important

el medRxiv publica los partes científicos preliminares que par-no se revisan y, por lo tanto, no se deben mirar como concluyentes, conduce práctica clínica/comportamiento relativo a la salud, o tratado como información establecida.

Journal reference:
Dr. Liji Thomas

Written by

Dr. Liji Thomas

Dr. Liji Thomas is an OB-GYN, who graduated from the Government Medical College, University of Calicut, Kerala, in 2001. Liji practiced as a full-time consultant in obstetrics/gynecology in a private hospital for a few years following her graduation. She has counseled hundreds of patients facing issues from pregnancy-related problems and infertility, and has been in charge of over 2,000 deliveries, striving always to achieve a normal delivery rather than operative.

Citations

Please use one of the following formats to cite this article in your essay, paper or report:

  • APA

    Thomas, Liji. (2020, May 14). ¿La deficiencia de la vitamina D aumenta el riesgo COVID-19?. News-Medical. Retrieved on April 23, 2021 from https://www.news-medical.net/news/20200514/Does-vitamin-D-deficiency-increase-COVID-19-risk.aspx.

  • MLA

    Thomas, Liji. "¿La deficiencia de la vitamina D aumenta el riesgo COVID-19?". News-Medical. 23 April 2021. <https://www.news-medical.net/news/20200514/Does-vitamin-D-deficiency-increase-COVID-19-risk.aspx>.

  • Chicago

    Thomas, Liji. "¿La deficiencia de la vitamina D aumenta el riesgo COVID-19?". News-Medical. https://www.news-medical.net/news/20200514/Does-vitamin-D-deficiency-increase-COVID-19-risk.aspx. (accessed April 23, 2021).

  • Harvard

    Thomas, Liji. 2020. ¿La deficiencia de la vitamina D aumenta el riesgo COVID-19?. News-Medical, viewed 23 April 2021, https://www.news-medical.net/news/20200514/Does-vitamin-D-deficiency-increase-COVID-19-risk.aspx.