Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Los científicos encuentran manera de evitar que las vacunas calentadas degraden

Las vacunas son notorio difíciles de transportar a los lugares alejados o peligrosos, pues deterioran cuando no están refrigeradas. Las formulaciones son seguras entre 2°C y 8°C, pero en otras temperaturas las proteínas comienzan a desenredar, haciendo las vacunas ineficaces. Como consecuencia, millones de niños en todo el mundo faltan fuera en inoculaciones salvavidas.

Sin embargo, los científicos ahora han encontrado una manera de evitar que las vacunas calentadas degraden. Embalando las moléculas de proteína en una granada del sílice, sigue habiendo la estructura intacto incluso cuando está calentada a 100°C, o salvada en la temperatura ambiente por hasta tres años.

La técnica para el personalización-herraje una vacuna con una cubierta del sílice - conocida como ensilication- fue convertido por personas del baño en colaboración con la universidad de Newcastle. Esta tecnología pionera fue considerada para trabajar en el laboratorio hace dos años, y ahora ha demostrado su eficacia en el mundo real también.

En su último estudio, publicado en los partes científicos del gorrón, los investigadores enviaron las muestras ensilicated y regulares de la vacuna del tétanos de baño a Newcastle por el poste ordinario (una época del viaje sobre de 300 millas, que por correo tarda un día o dos). Cuando las dosis de la vacuna ensilicated fueron inyectadas posteriormente en ratones, una inmunorespuesta fue accionada, mostrando la vacuna para ser activa. No se descubrió ninguna inmunorespuesta en los ratones inyectados con las dosis desprotegidas del vaccíneo, indicando que el remedio había sido dañado en tránsito.

Esto está excitando realmente datos porque nos muestra que el ensilication preserva no apenas la estructura de las proteínas vaccíneas pero también de la función - la inmunogeneticidad.

Este proyecto se ha centrado en el tétanos, que es parte de la vacuna del DTP (difteria, tétanos y tosferina) dada a los niños jovenes en tres dosis. Después, trabajaremos en desarrollar una vacuna térmico-estable para la difteria, y entonces tosferina. Queremos eventual crear una jaula del sílice para la vacuna trivalente entera del DTP, para poder dar cada niño en el mundo el DTP sin tener que confiar en la distribución de la cadena fría.”

El Dr. Asel Sartbaeva, que llevó el proyecto de la universidad del departamento de la química del baño

La distribución de la cadena fría requiere una vacuna ser refrigerada a partir del momento de la fabricación al destino de la punto final.

El sílice es un material inorgánico, no tóxico, y el Dr. Sartbaeva estima que las vacunas ensilicated podrían ser utilizadas para los seres humanos en el plazo de cinco a 15 años. Ella espera que las proteínas del sílice-abrigo de la tecnología sean adoptadas eventual para salvar y para transportar todas las vacunas de la niñez, así como otros productos a base de proteínas, tales como anticuerpos y enzimas.

“Final, queremos hacer el establo importante del remedio así que pueden estar más extensamente - disponible,” ella dijo. “El objetivo es suprimir enfermedades vacuna-evitables en países de bajos ingresos usando vacunas térmicamente estables y dependencia del recorte de la cadena fría.”

Actualmente, los hasta 50% de dosis vaccíneas son antes de usar desechado debido a la exposición a las temperaturas subóptimas. Según la Organización Mundial de la Salud (WHO), 19,4 millones de niños no recibieron vacunaciones salvavidas rutinarias en 2018.

Source:
Journal reference:

Doekhie, A., et al. (2020) Ensilicated tetanus antigen retains immunogenicity: in vivo study and time-resolved SAXS characterization. Scientific Reports. doi.org/10.1038/s41598-020-65876-3.