Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Biomarkers nuevos para la diagnosis de la obstrucción ureteropélvica de la unión en niños

Uno en cada 500 bebés nace con una condición llamada la obstrucción ureteropélvica de la unión (UPJO), una obstrucción del uréter que evita que la orina fluya a partir de la una o ambas riñones en el diafragma. Diagnosticado generalmente prenatal, UPJO puede causar infecciones de vías urinarias y el incremento pobre para los niños; puede también dar lugar a enfermedad de riñón crónica y a un riesgo creciente para la enfermedad cardiovascular en vida posterior.

Un grupo de investigadores en la salud de UConn, la universidad de Connecticut, el hospital de niños y el centro médico de Omaha, y el hospital de niños de Kravis en el sistema de la salud del monte Sinaí han desarrollado un panel de cinco proteínas del biomarker para la diagnosis y la supervisión de UPJO en bebés y niños pequeños. Describen este método no invasor, de poco costo de descubrir y de vigilar UPJO en una aplicación reciente el gorrón de la urología pediátrica, y están esperanzados esta tecnología podrían ser una ruptura para ésos que sufren de UPJO.

Normalmente, los riñones filtran sangre y quitan el desecho bajo la forma de orina que escurra los riñones a través de los uréteres al diafragma. Para los pacientes con UPJO, el niño nace con una cuadra en el uréter que causa una reserva de la orina en el riñón dando por resultado la distención, estirar, y daño al riñón.”

Linda Shapiro, co-autor del estudio y del profesor de la salud de UConn de la biología celular y director del centro para la biología vascular

UPJO es un sistema modelo para otras anomalías congénitas del trecho urinario, la causa más común de la insuficiencia renal en niños.

La mayor parte del tiempo, la ampliación del riñón, o el hydronephrosis, debido a UPJO es perceptibles en la matriz por ultrasonido. UPJO se resolverá a veces naturalmente, mientras que otros niños requieren cirugía. Los urólogos empeñan a una aproximación “que espera” vigilante para determinar si un niño debe experimentar cirugía. Lamentablemente, durante niños de este período puede sufrir daño irreversible a sus riñones el convertirse. Este panel del biomarker se podría potencialmente utilizar para determinar la severidad del daño resultando de la obstrucción y si la cirugía es necesaria.

Muchas moléculas se han determinado como biomarkers, pero hay todavía ser un “patrón oro” para esta condición, acentuando una necesidad inmediata para desarrollar biomarkers no invasores para descubrir la severidad del daño labrada por UPJO.

Este estudio fijó muestras de orina a partir de 22 varones bajo dos años que estaban en su manera a la cirugía con la obstrucción severa y muestras de un grupo de 22 pacientes del mando que no tenían UPJO. Los investigadores eligieron a los varones para este estudio experimental pues los varones son más probables tener UPJO que hembras.

Los investigadores comenzaron determinando 171 proteínas perceptibles en los pacientes con UPJO pero desapercibidas en una mayoría de los mandos. De esos 171, solamente 50 estaban presentes en más que la mitad de las muestras de UPJO. Estos 50 fueron alineados usando un análisis diagnóstico de las probabilidades para determinar los 10 superiores que pueden ser los biomarkers más útiles para esta condición. Cinco de esas 10 proteínas fueron encontrados para estar presentes en concentraciones importante más altas en pacientes con UPJO que las muestras de mando, así creando el panel.

“Si se resuelve bien, amaríamos verlo transición a la clínica,” dice a Shapiro. “Este trabajo puede potencialmente ayudar a pacientes, bastante que siendo apenas otra línea en un libro de texto.”

Esta invención, para la cual los investigadores han presentado una solicitud de patente, podría potencialmente reemplazar las aproximaciones diagnósticas actuales que incluyen técnicas costosas, invasores.

Este proceso es no invasor y sin dolor para los niños. Bastante que la asistencia estándar actual que exige el inyectar de bebés con los radiotrazadores o el pasar de ellos con otros procedimientos dolorosos, este panel permite que los médicos prueben simple la orina liberada directamente del diafragma.

Usando un panel de cinco biomarkers, los investigadores tomaron una aproximación de la probabilidad. Si una muestra tenía solamente uno o dos de los marcadores, ésta no indicó necesariamente daño de UPJO, pero si la muestra contuvo cuatro o cinco de los marcadores, la probabilidad que tenían UPJO era mucho más alta.

Otros métodos actuales utilizan una aproximación del atajo que observa si un paciente tiene cierta concentración de un biomarker. Pero esta aproximación es contraria a través de grupos pacientes y puede ser difícil determinar cuáles es un punto de atajo significativo.

“Algunos pacientes del mando tienen uno o dos de estos marcadores pero no tanto como los pacientes obstruidos,” autor Charan Kumar Devarakonda, becario postdoctoral en la salud de UConn, dice. “No estamos probando para solamente una proteína sino bastante un panel de proteínas.”

Las personas están trabajando actualmente en la validación adicional con un estudio paciente más grande para esta invención. Esperan observar la validez de este panel a través de la edad, del sexo, y del espectro de la obstrucción para fijar daño. Para aprender más sobre la autorización de esta tecnología o partnering oportunidades, contacto a Lindsay Sanford, Ph.D. ([email protected]).

Source:
Journal reference:

Devarakonda, C.K.V., et al. (2020) A novel urinary biomarker protein panel to identify children with ureteropelvic junction obstruction e A pilot study. Journal of Pediatric Urology. doi.org/10.1016/j.jpurol.2020.05.163.