Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Ejercicio físico vigoroso y aspecto esponjoso del corazón

El ejercicio regularmente, si intenso o moderado, es una recomendación de la salud validada por todos los expertos. Sin embargo, el entrenamiento físico de alta intensidad puede accionar una serie de cambios fisiológicos en la carrocería, incluyendo el corazón. Los corazones de atletas profesionales se adaptan al entrenamiento de varias maneras, incluyendo aumentando el número de estructuras llamadas las trabéculas en el interior del corazón. Mientras que este proceso, llamado hypertrabeculation, es inofensivo en atletas, es también una característica patológica de la cardiomiopatía hereditaria del noncompaction de la enfermedad, que puede causar muerte cardiaca súbita.

Ahora, los científicos en Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC) han utilizado tecnología de resonancia magnética cardiaca para medir el hypertrabeculation ejercicio-relacionado en un general, población del no-atleta. Los resultados del estudio tienen implicaciones prácticas importantes porque diagnosis equivocada de la cardiomiopatía del noncompaction en la gente que ejercita (si los atletas o los aficionados profesionales) puede accionar regularmente recomendaciones médicas de parar ejercicio físico innecesariamente,” explicaron al general director Valentín Fuster de CNIC.

El estudio, publicado hoy en el gorrón de la universidad americana de la cardiología (JACC), forma la parte del estudio de PESA-CNIC-SANTANDER, cuyo investigador principal es el Dr. Valentín Fuster. PESA, comenzado en 2010 y renovado recientemente hasta el 2030, es uno de los estudios cardiovasculares más importantes de la prevención en el escenario internacional. Los 700 participantes de PESA incluidos en el nuevo substudy publicada en JACC seguido en este período, permitiendo el análisis detallado del revelado, la reversibilidad, e implicaciones clínicas de esta adaptación del corazón al ejercicio físico.

Es crucial distinguir esta adaptación benigna para ejercitar de la cardiomiopatía del noncompaction, una enfermedad con un componente genético que pueda tener consecuencias severas, incluyendo paro cardíaco, thromboembolism, arritmias, y muerte cardiaca súbita.”

El Dr. Borja Ibáñez, director de investigación clínico en el CNIC, cardiólogo en el hospital de la universidad de Fundación Jiménez Díaz, y líder del estudio de JACC

En cardiomiopatía del noncompaction, “las paredes del corazón llegan a ser más finas y el músculo cardiaco normalmente compacto es reemplazado por la forma (trabecular) esponjosa, en contacto directo por el interior de los ventrículos,” el Dr. continuado Ibañez.

El problema es que esta enfermedad está diagnosticada a menudo en gente asintomática joven, dando por resultado una recomendación médica de cesar inmediatamente la actividad física que pudo causar muerte cardiaca súbita. Sin embargo, la presencia de trabéculas no es siempre un signo de la cardiomiopatía noncompacted. “Ciertas situaciones fisiológicas, tales como ésas que resultan del entrenamiento físico o del embarazo de alta intensidad, se saben para accionar cambios en la estructura del corazón similar a ésas consideradas en cardiomiopatía noncompacted,” el Dr. explicado Ibañez.

Estudie al primer autor y el cardiólogo José de la Chica explicó que “es esencial distinguir entre la enfermedad y la adaptación fisiológica benigna, permitir que la intervención médica apropiada prevenga la progresión de la enfermedad y la evite recomendar a gente joven sana para evitar innecesariamente la participación en actividades que se divierten.”

La asociación entre el hypertrabeculation y la actividad física de alta intensidad en atletas profesionales era sabida ya. La innovación dominante del nuevo estudio es su combinación de resonancia magnética cardiaco (el método diagnóstico del patrón oro para analizar la estructura y la función del corazón) con dimensiones objetivos de actividad física. “Faltamos previamente la información sobre si el hypertrabeculation fisiológico ocurre en la población en general o está restringido a los atletas de élite,” el Dr. comentado Inés García-Lunar, autor en el estudio.

La tecnología de resonancia magnética cardiaca usada estudio a fijar validó las consideraciones diagnósticas para la cardiomiopatía noncompacted en más de 700 participantes del estudio de PESA-CNIC-SANTANDER. Estos trabajadores sanos de la inclinación lateral de Santander tienen niveles de variación de actividad física, pero ningunos son atletas profesionales.

La actividad física fue fijada objetivo usando los acelerómetros. Estos dispositivos miden cambios en velocidad del movimiento en diversas hachas de la carrocería, y los participantes las desgastaron por los períodos semana-largos que coincidían con cada visita anual 3 en el protocolo de PESA. El Dr. de la Chica explicó que “esta tecnología permitió que clasificáramos actividad física individual como sedentaria o como luz, moderado, o ejercicio vigoroso y que registráramos el tiempo pasado en cada tipo de actividad durante la semana.”

El estudio mostró que los participantes que hicieron rutinario ejercicio vigoroso durante el período del estudio tenían corazones más grandes con más Massachusetts “estos cambios del músculo son típicos “del corazón del atleta” y están considerados fisiológico,” dijo García-Lunar.

El encontrar más asombrosamente era que un tercero de participantes con un de alto nivel de la actividad física vigorosa (los hombres y las mujeres) cumplió las consideraciones diagnósticas para la cardiomiopatía del noncompaction, aunque eran obviamente sanas.

Los estudios anteriores habían sugerido que el hypertrabeculation podría simple ser una consecuencia de la dilatación del corazón durante ejercicio físico intenso. Los “gracias a los datos del estudio de PESA-CNIC-SANTANDER, ahora hemos mostrado que el hypertrabeculation y la dilatación son fenómenos independientes,” al Dr. explicado de la Chica.

Las conclusión dominantes del estudio son que ningunos de los participantes con los corazones trabeculated mostraron signos de la cardiomiopatía del noncompaction y que el resto de los resultados de la prueba estaban en el alcance normal.

Los autores concluyen que las consideraciones de resonancia magnética cardiacas para diagnosticar la cardiomiopatía del noncompaction no se deben interpretar en el aislamiento. En lugar, los resultados de la proyección de imagen se deben poner en el contexto de otros parámetros clínicos, pruebas genéticas, y del nivel de actividad física. Esto es importante incluso en una población de no-atletas para evitar la diagnosis equivocada de la enfermedad. La diagnosis equivocada puede dar lugar al cese innecesario del ejercicio, con todas sus consecuencias físicas y psicológicas negativas asociadas.