Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

El retrono de ratones a la jaula casera evoca subida importante de la baja de la dopamina, demostraciones estudia

Vigilando un biomarker bien-replegado asociado a la recompensa, un estudio por los neurólogos de la universidad atlántica de la Florida proporciona pruebas que el viejo adagio, “allí no es ningún lugar como casero,” tiene sus raíces profundamente en el cerebro. El estudio demuestra que una señal para el placer - dopamina - las subidas rápidamente cuando los ratones se mueven desde una cámara simple de la grabación a su jaula casera, solamente menos tan cuando se vuelven a una jaula no muy como la que conocían. Los estudios anteriores han mostrado que los roedores elegirán activamente su jaula casera sobre un ambiente camuflado.

Usando un sensor para la dopamina colocada en el centro dominante de la recompensa del cerebro del ratón, los científicos de FAU son los primeros para demostrar que casero evoca un aumento de dopamina que imite la reacción a una dosis de la cocaína.

La dopamina del neurotransmisor es crítica al mando de motivación y a dirigir los comportamientos que buscan la recompensa y han preferido resultados. La baja de la dopamina en los accumbens del núcleo de los seres humanos y de los roedores, un sitio primario mediando recompensas naturales así como substancias adictivas, es accionada inicialmente por la recompensa sí mismo pero ocurre más adelante cuando se presentan las señales de entrada recompensa-acopladas - un aprendizaje subyacente del refuerzo de la característica. La actividad de las neuronas de la dopamina que impulsa la baja de la dopamina es sensible a los estímulos que hacen señales valencia y saliency y es dominante al aprendizaje de motivación. En su parte, los científicos de FAU revelan que el acto simple de “volver a casa” impulsa la baja de la dopamina.

Para el estudio, los investigadores utilizaron una técnica sensible conocida como fotometría de la fibra para capturar los segundo-a-segundos cambios en dopamina en los accumbens del núcleo del ratón. Los resultados del estudio, publicados en el International de la neuroquímica del gorrón, refuerzan la importancia del sistema de cerebro en general emplean mal. El apego es dominante a los placeres diarios, y anatómico-hablando, los investigadores dicen que “casero es donde está el cerebro.”

Nuestros datos proporcionan pruebas sin obstrucción de un asiento bioquímico para las propiedades que refuerzan del retrono casero de la jaula. Esta manipulación ambiental simple puede ofrecer una aproximación mínimo-invasor para pelar los aspectos ausentes del conjunto de circuitos de la recompensa conectados con los reforzadores naturales - uno que sea crítico a la supervivencia de un animal. Pensamos que vigilar la baja jaula-sacada hogar de la dopamina ofrece un simple, solamente paradigma potente para el estudio de cómo las acciones genéticas y de vida pueden llevar a una incapacidad para aserrar al hilo placer. La incapacidad para aserrar al hilo placer es una característica importante de los desordenes de humor, y una prueba simple para la eficacia de medicaciones o de otros tratamientos. El campo del descubrimiento de la droga necesita análogos simples, biomarker-basados de los cambios del comportamiento considerados en gente con desordenes de humor puesto que no podemos preguntar a un ratón cómo asierra al hilo.”

Randy Blakely, Ph.D., director mayor del autor, ejecutivo del instituto del cerebro de FAU y profesor de ciencia biomédica en la universidad de Schmidt de FAU del remedio

Los investigadores preguntados si sus conclusión reflejaron dejar un ambiente desagradable o si era verdad una reacción a los aspectos positivos de un ambiente sabido y seguro. Por lo tanto, examinaron si se presentan las ondas irruptivas de la dopamina cuando los ratones fueron vueltos a poner de la cámara de la grabación del plexiglás a una jaula limpia con el lecho natural que igualaba el que habían estado viviendo hacia adentro antes del estudio. De hecho, la baja de la dopamina ocurrió, sin embargo, esta baja no era tan grande como ésa observada cuando los ratones fueron transferidos a la jaula casera y la onda irruptiva de la dopamina no estaba según lo sostenido.

“No explorábamos realmente los efectos de jaula caseros,” dijo a Felix Mayer, Ph.D., persona postdoctoral en el laboratorio de Blakely y autor importante del estudio. “Sin embargo, nos golpearon en cuanto a cómo es seguro la manipulación consistía en la evocación de la baja de la dopamina determinado cuando estaba colocada en el contexto de poco o nada de subida en dopamina cuando los ratones fueron movidos desde la jaula casera a la cámara de la prueba. Nos ahora excitan para ver si los modelos genéticos de los desordenes del cerebro que estudiamos afectan este efecto.”

Source:
Journal reference:

Mayer, F.P., et al. (2020) There's no place like home? Return to the home cage triggers dopamine release in the mouse nucleus accumbens. Neurochemistry International. doi.org/10.1016/j.neuint.2020.104894.