Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Estudio: La hormona del fibroblasto asciende el movimiento de células madres hematopoyéticas

Descubrimiento preveído para contribuir a métodos más efectivos de cosechar las células madres de donantes de la médula.

Un grupo de investigación de la universidad de Kobe incluyendo el estudiante de tercer ciclo ISHII Shinichi y el profesor adjunto KATAYAMA Yoshio (ambos el departamento de la hematología, escuela del remedio) han descubierto que el incremento factor-23 (FGF23) del fibroblasto producido por los erythroblasts (células que son los precursores de glóbulos rojos) asciende el movimiento (movilización) de células madres hematopoyéticas en la sangre periférica.

Hasta ahora, FGF23 se ha sabido para el papel que desempeña en los riñones como hormona que regule concentraciones del fosfato en la carrocería.

Se espera que este descubrimiento permitirá a nuevas estrategias ser desarrollado para cosechar las células madres hematopoyéticas de donantes del trasplante de la médula.

Estos resultados de investigación fueron dados la publicación en línea avanzada en el gorrón científico americano “sangre” el 23 de diciembre de 2020, antes de la versión impresa.

Cuestiones principales

  • FGF23 es producido principal por los osteocytes hueso-embutidos, sin embargo, esta investigación reveló que la hormona también es producida por los erythroblasts situados en la médula.
  • Esta producción erythroblastic de FGF23 fue accionada por los niveles con poco oxígeno (hipoxia) en la médula, que resultó de la administración de G-CSF. G-CSF se utiliza médicamente para inducir la movilización de la célula.
  • Fue revelado que esta alta concentración de FGF23 en la médula ascendió la movilización de células madres hematopoyéticas suprimiendo la función de los receptores del chemokine, que conservan estas células en la médula.

Fondo de la investigación

Según la definición del libro de texto, el incremento factor-23 del fibroblasto es una hormona que es producida por los osteocytes hueso-embutidos y regula homeostasis del fosfato en los riñones.

Se sabe extensamente que la superproducción de los resultados FGF23 en raquitismo hypophosphatemic hereditario (si no conocido como raquitismo resistente a la vitamina D) y ésta se pueden tratar con las drogas anticuerpo-basadas que apuntan FGF23.

Estos últimos años, FGF23 también se ha utilizado como indicador de la insuficiencia renal crónica. Sin embargo, el efecto de FGF23 sobre las células de la médula todavía no había sido clarificado.

Para realizar trasplantes de la médula, es necesario cerco a las células madres hematopoyéticas de un donante. Hoy en día, G-CSF y Plerixafor (que es un antagonista del receptor del chemokine CXCR4) se administran extensamente a los donantes para hacer a las células madres hematopoyéticas ser liberado de la médula y en la sangre periférica.

Esto permite cosechar las células madres de la sangre, que es más segura y menos invasor que cosechándolas de la médula. Sin embargo, hasta ahora, el mecanismo detrás de esta movilización era entendido solamente parcialmente.

Conclusión de la investigación

En primer lugar, el grupo de investigación descubrió que cuando G-CSF fue administrado a los ratones, la producción de FGF23 en la médula aumentó grandemente. El análisis subsiguiente de la célula reveló que FGF23 fue producido por la mayoría de erythroblasts dentro de la médula. Erythroblasts es los precursores de glóbulos rojos.

La administración de G-CSF y el estímulo subsiguiente de los nervios comprensivos dieron lugar a niveles con poco oxígeno dentro de la médula. Se ponía de manifiesto que FGF23 fue expulsado de los erythroblasts en la médula como resultado de esta hipoxia inducida.

Una concentración asombrosamente alta de FGF23 fue liberada en la médula como resultado de la administración de G-CSF (aproximadamente 20.000 veces más arriba que la concentración en la sangre periférica).

Fue revelado posteriormente que esta concentración elevada debilitó las moléculas del ancla (en este caso, el receptor CXCR4 del chemokine) que son responsables de la retención de la médula de células madres hematopoyéticas, así haciendo a estas células madres trasladarse (movilizar) de la médula y a la sangre periférica.

Otros progresos

Es necesario que los donantes del trasplante de la médula reciban una serie de inyecciones de antemano que hagan a las células madres hematopoyéticas ser liberadas en la sangre periférica para poder entonces cosechar estas células madres. Sin embargo, hacia adentro el alrededor 10% de casos esto no ocurre correctamente (movilización escasa).

Se prevee que estas conclusión de la investigación contribuyan a resolver esta entrega, esperanzadamente permitiendo a nuevas estrategias ser creado.

Glosario

1. Células madres hematopoyéticas: Éstas son las células en la médula que son responsables de producir a los glóbulos.
2. G-CSF: G-CSF representa factor colonia-estimulante del granulocyte. Se utiliza medicinal para estimular un aumento de los neutrófilos, que son una parte esencial del sistema inmune de la carrocería.

Source:
Journal reference:

Ishii, S., et al. (2021) FGF23 from erythroblasts promotes hematopoietic progenitor mobilization. Blood. doi.org/10.1182/blood.2020007172.