Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Estudio: Los cambios importantes en cuidado de la pérdida ocurrieron durante el pandémico COVID-19

Los cambios importantes en cuidado de la pérdida han ocurrido durante el pandémico COVID-19, en medio de una inundación de la demanda para la ayuda de gente privada, según la nueva investigación de la universidad de Cambridge.

El primer estudio mayor de cambios pandémico-relacionados en cuidado de la pérdida ha encontrado que el interruptor al funcionamiento alejado ha ayudado a algunos servicios para alcanzar fuera, solamente sensación de muchos médicos que no tienen capacidad de cubrir las necesidades de la gente.

Se estima que para cada muerte, la pérdida afectan a nueve personas. La escala del impacto del pandémico COVID-19 en ésos privados está llegando a ser evidente ahora, si la muerte era de COVID o de otras causas.

Los que unos amada han muerto con COVID-19 han tenido que hacer frente a la muerte súbita e inesperada, muertes en Unidades de Cuidados Intensivos, y a ver amados sufren síntomas severos incluyendo disnea y la agitación a finales de la vida. El Social que se distanciaba dimensiones ha significado visitar reservado a finales de la vida, saliendo de alguno para morir solamente.

Los procedimientos de la carrocería y del entierro de la persona difunta de visión se han acortado seriamente, con impacto importante en ésos privados de todas las causas, no sólo de COVID-19. Todos estos factores significan que los riesgos de reacciones complicadas y prolongadas de la pena se han convertido más arriba durante el pandémico.

En la investigación publicada hoy en BMJ ábrase, los investigadores en el departamento de Cambridge del parte de la salud pública y de la atención primaria los resultados de un levantamiento topográfico en línea enviado al estado mayor de salud y social del cuidado en agosto de 2020, invitándole a que describa sus experiencias y opiniones sobre cambios en cuidado de la pérdida. 805 personas respondieron, incluyendo ésas que trabajaban en fijaciones de la comunidad, del hogar del cuidado, del hospital y del hospicio a través del Reino Unido y de la Irlanda.

Los servicios hicieron frente a los retos iniciales que se adaptaban a cambiar pautas del gobierno nacional. Algunos servicios de la pérdida debían suspendido proveer de personal furloughed o el ser cambiado de frente, determinado los servicios de la pérdida del especialista. El apoyo voluntario en hospitales y hospicios fue reducido y algunos servicios consideraron listas de espera crecientes.

“Teníamos aumento del 600% en las muertes por un período de tres semanas. El ocuparse de la reserva del apoyo de la pérdida era desafiador,” dijo a un doctor paliativo del remedio.

El cuidado de la pérdida bajó a una gama más amplia de miembros del personal, incluyendo alguno con experiencia limitada. Algunas personas denunciaron que los servicios estaban bajo-resourced antes de que el pandémico y que el pandémico empeoraría la situación y agregaría las nuevas dificultades debido a las reacciones complejas de la pena.

El cambio más grande ha sido el interruptor a los métodos alejados de proporcionar el apoyo - tal como teléfono y vídeo - que fue denunciado por el 90% de demandados. La adaptación de cuidado a en línea o de formatos del teléfono era determinado desafiadora, con el acceso limitado a la formación necesaria y limitada del equipo del personal en su uso.

El movimiento al apoyo alejado ha sido una espada de doble filo. Por un lado, aumentó algunas oportunidades para el apoyo de la pérdida. Los niños el soportar de servicios y la gente joven denunciaron a veces que estos grupos ser más receptivo en línea soportar y los hospicios y las personas del hospital denunció a acceso que ensanchaba a su apoyo de la pérdida.

Sin embargo, los médicos describieron el trabajo alejado como “drenando” y difícil manejar, junto a sus propias deformaciones emocionales durante el pandémico.

El ser abrumado temido algunos médicos por demanda: “Estamos viendo realmente solamente a los que han sido en enero /Feb privados hasta ahora, tan allí podemos ser mucho más a venir,” dijo a un coordinador del servicio de la comunidad que escuchaba.

Los cambios a los servicios fueron denunciados para haber roto la capacidad de ofrecer el apoyo emocional: “Ha aserrado al hilo como si estamos tratando de ellos en el largo de la arma mientras que estaríamos allí llevar a cabo sus manos, les damos un abrazo según las necesidades,” dijo a un doctor paliativo del remedio.

Muchos demandados expresaron graves preocupaciones en el largo plazo afectan gente privada, destacando la incapacidad o las restricciones en estar con el paciente de muerte como teniendo un impacto profundo en la pérdida.

Negaron oportunidad de morir en su lugar preferido del cuidado/prefirió el lugar de la muerte y murió “mucha gente que murió en ambientes subóptimos para recibir su cuidado en días pasados,” dijo a un GP.

Mientras que ésos privados de COVID-19 y de condiciones del non-COVID fueron afectados semejantemente por las restricciones, los retos específicos relacionados con COVID-19 fueron denunciados. Algunos demandados describieron la cólera de los parientes en tener COVID-19 en la partida de defunción. Una enfermera del enlace del especialista de la pérdida dijo que la enfermedad “parecía tener “un estigma” para alguno”. Este sentido del estigma fue pensado para exacerbar las sensaciones de la gente de no poder proteger a su miembro de la familia contra COVID-19.

Las inquietudes fueron despertadas por cohorte grande y una “invisible de la gente” quién no puede llegar hasta el apoyo o para quién el apoyo será reservado, llevando a mayor necesidad incumplida. “Puede haber una epidemia silenciosa de la pena que todavía no hemos tomado conectado,” dijo a un doctor paliativo del remedio.

El Dr. Caroline Pearce, el investigador del guía, dijo: El “cuidado de la pérdida ha experimentado cambios importantes en las fijaciones agudas y de la comunidad que afectaban a gente privada, a clínicos, a los trabajadores del apoyo y al sistema más ancho de salud y social del cuidado.

La necesidad creciente del cuidado de la pérdida ha desafiado a médicos mientras que han adquirido nuevas responsabilidades y habilidades y han cambio al trabajo alejado y electrónico. El potencial creciente para las reacciones prolongadas y complicadas de la pena entre ésos privados durante este período está tratando determinado.”

El discurso sobre pena sigue siendo un área del malestar público, y es médicos importantes anima a gente privada a ver pena pues una razón “válida” para buscar ayuda de la salud y de servicios comunitarios, así como de ésos ella confía en sus comunidades. Animaba que muchos demandados denunciaron el revelado de nuevos y desplegados servicios, pero es imprescindible que éstos están hechos sostenibles en el más a largo plazo. La necesidad no está saliendo.”

Andy Langford, director clínico, cuidado de la pérdida de CRUSE