Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

Diversos conjuntos de circuitos de los nervios conectaron a los déficits del comportamiento parkinsonianos distintos

La enfermedad de Parkinson (PD) es bien sabido como enfermedad debilitante que empeore gradualmente en un cierto plazo. Aunque la progresión de la enfermedad se haya atado en gran parte a la baja de las funciones de motor, síntomas del no-motor, incluyendo la baja de capacidades cognoscitivas, emerja a menudo temprano en la enfermedad.

Menos entendida es mucho el papel que los circuitos de los nervios específicos juegan en estos el motor distinto y funciones del no-motor.

Un nuevo estudio llevado por los neurobiólogos en la Universidad de California San Diego y sus colegas encontró esos caminos de los nervios específicos, identificables se encarga de funciones determinadas durante los escenarios de la enfermedad. Sus conclusión, publicadas recientemente en neurología de la naturaleza, pueden ayudar a formar la base para perfeccionar las estrategias terapéuticas para los síntomas exactos de Parkinson en los diversos niveles de progresión de la enfermedad.

Los investigadores utilizaron una mezcla de aproximaciones para verter más luz en la importancia anatómica y funcional de un centro del conjunto de circuitos del cerebro conocido como los ganglios básicos, situados profundamente en el cráneo. Específicamente, los investigadores, trabajando en ratones, investigaron los caminos del circuito atados a las neuronas específicas en el pallidus externo del globus, o GPe, y su papel en los comportamientos enfermedad-relacionados de diverso Parkinson. El GPe se conoce para su rendimiento e influencia fuertes en varias regiones rio abajo del cerebro.

Las investigaciones incluyeron una aproximación multi-pinchada usando la electrofisiología, el trazado viral y los experimentos del comportamiento. Los investigadores determinaron dos poblaciones de neuronas de GPe y sus caminos distintivos ataron a diversos síntomas del comportamiento.

Nuestro trabajo demuestra que los conjuntos de circuitos de los nervios distintos en los ganglios básicos diferenciado están implicados en el motor y los síntomas del no-motor Parkinsoniano-como de los comportamientos que ocurren en diversos escenarios de la enfermedad. Esto sugiere que la evaluación de los mecanismos detallados del circuito sea necesaria entender completo los cambios en cerebro durante la progresión del paladio, y podría ofrecer mejores estrategias terapéuticas para el tratamiento del paladio.”

Lim, profesor adjunto, sección de la neurobiología de la división de ciencias biológicas, Uc San Diego

Lim dijo que el encontrar más asombrosamente de la investigación era el hecho de que las neuronas dopaminérgicas, las que se pierden gradualmente durante la progresión de la enfermedad de Parkinson, se podrían conectar tan específicamente a los cambios en diversas áreas del cerebro.

La “manipulación selectiva de cambios específicos puede rescatar un tipo de síntoma--sin afectar a otros síntomas--de la enfermedad de Parkinson,” dijo a Lim.

Con el nuevo marco a disposición, Lim y sus colegas están pareciendo más profundos ahora los caminos del circuito y cómo los atan a diversos escenarios del síntoma de la enfermedad, particularmente con énfasis en demorar la progresión de la enfermedad.

“Nuestras conclusión ofrecen un marco nuevo para entender la base del circuito de variar síntomas del comportamiento del estado parkinsoniano, que podría ofrecer mejores estrategias para el tratamiento del paladio,” los investigadores escriben en el papel.

Source:
Journal reference:

Lilascharoen, V., et al. (2021) Divergent pallidal pathways underlying distinct Parkinsonian behavioral deficits. Nature Neuroscience. doi.org/10.1038/s41593-021-00810-y.