Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

La mayoría de los países en el fall del mundo para dirigir reto de la demencia

Solamente un cuarto de países por todo el mundo tiene un plan de acción nacional, estrategia o el plan para la gente que soporta con demencia y sus familias, según el WHO es “informe global sobre la reacción de la salud pública a la demencia”, liberada hoy. La mitad de estos países está en el WHO es región europea, con el resto partido entre las otras regiones. Con todo incluso en Europa, muchos planes están expirando o han expirado ya, indicando una necesidad de la consolidación renovada de gobiernos.

Al mismo tiempo, el número de gente que vive con demencia está creciendo según el parte: El WHO estima que más de 55 millones de personas de (el 8.1% de mujeres y 5,4% de hombres durante 65 años) están viviendo con demencia. Este número se estima para subir a 78 millones en 2030 y a 139 millones en 2050.

La demencia es causada por una variedad de enfermedades y de daños que afecten al cerebro, tal como enfermedad de Alzheimer o recorrido. Afecta a memoria y a otras funciones cognoscitivas, así como a la capacidad de realizar tareas diarias. La incapacidad asociada a demencia es un impulsor dominante de los costos relacionados con la condición. En 2019, el costo global de demencia era estimado para ser US$ 1,3 trillón. El costo se proyecta aumentar a US$ 1,7 trillón en 2030, o a US$ 2,8 trillón si está corregido para los aumentos en costes de la asistencia.

La demencia roba a millones de gente de sus memorias, independencia y dignidad, pero también roba el descanso de nosotros de la gente que conocemos y que amamos. El mundo está fallando a gente con demencia, y ese daña todos nosotros. Hace cuatro años, los gobiernos acordaron un equipo sin obstrucción de objetivos para perfeccionar cuidado de la demencia. Pero los objetivos solamente no son suficientes. Necesitamos la acción concertada asegurarse de que toda la gente con demencia pueda vivir con el apoyo y la dignidad que ella merece.”

El Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización Mundial de la Salud

Más soportan necesario, determinado en países inferiores y con ingresos medios

El parte destaca la necesidad urgente de fortalecer el apoyo en el nivel nacional, en términos de cuidado para la gente con demencia, y en apoyo de la gente que ofrece ese cuidado, en ambientes formales e informales.

El cuidado requerido para la gente con demencia incluye atención sanitaria primaria, cuidado del especialista, servicios basados en la Comunidad, la rehabilitación, el cuidado a largo plazo, y el cuidado paliativo. Mientras que la mayoría de los países (el 89%) que denuncian al WHO son observatorio global de la demencia dicen que proporcionan algunos servicios basados en la Comunidad para la demencia, la disposición es más alta en países con ingresos elevados que en países inferiores y con ingresos medios. La medicación para la demencia, los productos de higiene, las tecnologías assistive y los ajustes del hogar son también más accesibles en países con ingresos elevados, con un mayor nivel de reembolso, que en países más de ingreso bajo.

El tipo y el nivel de servicios proporcionados por los sectores de salud y social del cuidado también determina el nivel de cuidado informal, que es ofrecido sobre todo por los miembros de la familia. El cuidado informal explica sobre mitad del costo global de demencia, mientras que los costes de la asistencia sociales componen sobre un tercero. En países inferiores y con ingresos medios, la mayoría de los costes de la asistencia de la demencia son atribuibles al cuidado informal (el 65%). En países más ricos informales y costes de la asistencia sociales cada cantidad al aproximadamente 40%.

En 2019, los cuidadores pasaron por término medio cinco horas por día que proporcionaban el apoyo para la vida diaria a la persona que cuidaban para con la demencia; el 70% de ese cuidado fueron ofrecidos por las mujeres. Dado el financiero, la tensión social y psicológica hecha frente por los cuidadores, acceso a la información, entrenamiento y servicios, así como ayuda social y financiera, es determinado importante. Actualmente, los 75% de países denuncian que ofrecen un cierto nivel de apoyo para los cuidadores, aunque otra vez, éstos sean sobre todo países con ingresos elevados.

Nueva iniciativa para mejorar la investigación coordinada de la demencia

Una serie de juicios clínicas fracasadas para los tratamientos para la demencia, combinados con los altos costos de investigación y desarrollo, llevó al interés decreciente en nuevos esfuerzos. , Sin embargo, ha habido un aumento reciente en el financiamiento de la investigación de la demencia, principal en países con ingresos elevados tales como Canadá, el Reino Unido y los Estados Unidos de América. Estes último aumentaron su inversión anual en la investigación de la enfermedad de Alzheimer de US$ 631 millones en 2015 a un US$ estimado 2,8 mil millones en 2020.

“Para tener una mejor oportunidad de éxito, los esfuerzos de investigación de la demencia necesitan tener una dirección sin obstrucción y ser coordinado mejor,” dijo al Dr. Tarun Dua, jefe de la unidad de la salud del cerebro en el WHO. “Esta es la razón por la cual el WHO está desarrollando la heliografía de la investigación de la demencia, un mecanismo global de la coordinación para ofrecer la estructura a los esfuerzos de investigación y para estimular nuevas iniciativas.” Un foco importante de los esfuerzos de investigación futuros debe ser la partícula extraña de la gente con demencia y sus cuidadores y familias. Dos tercios de países que denuncian al observatorio global de la demencia implican actualmente a gente con demencia “raramente” o en absoluto.

Buen progreso en campañas de la sensibilización

Más positivo, los países en todas las regiones han hecho buen progreso en la ejecución de campañas de conciencia pública para perfeccionar la comprensión pública de la demencia, con liderazgo fuerte de la sociedad civil. Dos tercios de países que denunciaban al observatorio han funcionado con campañas de la sensibilización. Y dos tercios han tomado medidas para perfeccionar la accesibilidad de los ambientes físicos y sociales para la gente con demencia y para ofrecer el entrenamiento y la educación a los grupos de la población fuera del sector de salud y social del cuidado, tal como voluntarios, limpieza, servicios de incendios y primeros respondedores.