Advertencia: Esta página es una traducción de esta página originalmente en inglés. Tenga en cuenta ya que las traducciones son generadas por máquinas, no que todos traducción será perfecto. Este sitio Web y sus páginas están destinadas a leerse en inglés. Cualquier traducción de este sitio Web y su páginas Web puede ser imprecisa e inexacta en su totalidad o en parte. Esta traducción se proporciona como una conveniencia.

El estudio explora conexiones entre la severidad COVID-19 y la expresión génica en células inmunes

La nueva investigación muestra cómo las variaciones genéticas conectadas a los casos severos de COVID-19 afectan a nuestras células inmunes.

El estudio, llevado por los científicos en el instituto de La Jolla para la inmunología (LJI), es uno de la primera mirada en profundidad en las conexiones entre la severidad COVID-19 y la expresión génica en muchos tipos de células inmunes. Este trabajo podía conducir el revelado de las nuevas terapias COVID-19 para reforzar la función de la célula inmune.

Entre sus conclusión, los investigadores denuncian que un gen en un tipo de la célula llamó los monocitos no-clásicos, que son parte de las personas del “primer respondedor” de la carrocería de células inmunes naturales, podrían ser objetivos potenciales para las terapias COVID-19.

“Este estudio destaca la potencia de la genética humana de destapar los caminos nuevos conectados a la enfermedad,” dice a profesor Pandurangan Vijayanand, M.D., Ph.D. de LJI, autor mayor de las comunicaciones de la naturaleza estudian.

La comunidad de la ciencia ha determinado muchas diferencias genéticas, llamadas los polimorfismos, ellas llama “variantes severas de COVID-19-risk.” Estas variantes genéticas se asocian a la expresión génica y aparecen influenciar severidad del caso. Con todo los científicos no sabían qué células inmunes son las más afectadas por estas variantes del riesgo.

Para el nuevo estudio, Vijayanand y sus datos genéticos pacientes combinados los colegas del COVID-19 reciben iniciativa y la base de datos genéticas del abierto-acceso de LJI de la célula inmune Epigenomes (DADO) para definir los genes y los tipos susceptibles de la célula afectados por estas variantes del riesgo. Las personas observaban 13 subtipos de las células protectoras de la carrocería y virus-que luchaban dominantes: Células de T, células de B, células de NK y monocitos.

Hay muchos diversos tipos de la célula inmune, y todos contribuyen pequeñas funciones al retrato global. Tenemos que observar cada tipo de la célula inmune por separado para imaginar cómo el sistema inmune puede responder a COVID.”

Benjamin Schmiedel, Ph.D., primer autor del estudio, instructor en LJI

Los investigadores determinaron varias asociaciones importantes de variantes genéticas con los genes. Entre ellos era una variante del riesgo que afectó a 12 de los 13 tipos de la célula estudiados. Esta variante severa de COVID-19-risk en el cromosoma 21 fue asociada a la expresión reducida de un receptor en las células llamadas IFNAR2. Este receptor es parte de un camino de la transmisión de señales que alerte el sistema inmune a la infección. Esta nueva asociación puede ayudar a explicar porqué algunas personas no pueden montar una inmunorespuesta fuerte a SARS-CoV-2.

Mientras tanto, una variante del riesgo en el cromosoma 12 visualizó el efecto más fuerte de monocitos no-clásicos, un tipo de célula inmune natural que patrulla la carrocería y envía las moléculas de la transmisión de señales para alertar otras células inmunes a las amenazas. La variante del riesgo llevó monocitos no-clásicos para reducir la expresión de un gen llamado OAS1. Una falta de la expresión OAS1 podría dificultar las defensas de la carrocería reduciendo la expresión de una familia de proteínas que degrada el ARN viral y activa normalmente las reacciones antivirus del sistema inmune.

los “monocitos No-clásicos son raros, tipo understudied de la célula,” dice Schmiedel. “Componen solamente el cerca de dos por ciento de células inmunes.”

Schmiedel espera conducto otras evaluaciones preclínicas para determinar el papel de estos genes en la patogenesia COVID-19. “Ese podemos determinar estas clases de mecanismos genéticos somos un paso grande adelante,” él dice. “Podemos utilizar la información ahí fuera, combinarla con nuestros datos sobre las células inmunes, y encontrar los objetivos potenciales para la terapia.”

Source:
Journal reference:

Schmiedel, B.J., et al. (2021) COVID-19 genetic risk variants are associated with expression of multiple genes in diverse immune cell types. Nature Communications. doi.org/10.1038/s41467-021-26888-3.